,

5 hierbas y especias para combatir la inflamación crónica y el envejecimiento.

Puedes combatir la inflamación crónica de manera completamente natural. Agrega estas hierbas y especias a tus comidas diarias y notarás una gran mejoría en tu condición. Además están colmadas de antioxidantes que luchan contra los radicales libres y previenen el envejecimiento prematuro.

Muchos especialistas aseguran que la inflamación crónica es el puntapié inicial para numerosas enfermedades. Un organismo inflamado es propicio a desarrollar numerosas condiciones que ponen en riesgo nuestra salud. La inflamación es una respuesta fisiológica común, disparada por los glóbulos blancos del cuerpo.

Si bien es un problema común, no es normal. Las personas tienden a acostumbrarse a la hinchazón, cuando en realidad es el cuerpo advirtiéndoles que algo no está bien del todo. Además de favorecer la aparición de otras enfermedades, la inflamación crónica tiene molestos síntomas como dolores articulares, dolores musculares, distensión abdominal, etc.

La mejor forma de combatir la inflamación crónica es a través de nuestra alimentación. Te proponemos agregar estas 5 hierbas y especias a tus comidas diarias y sentirás una gran mejora, en poco tiempo.

Cómo combatir la inflamación crónica naturalmente.

combatir la inflamación crónica

1. Ajo.

El ajo es un súper alimento y el primero en esta lista para combatir la inflamación crónica. Sus compuestos activos son excelentes para mejorar el estado de salud general de las personas, aunque su ingesta diaria se recomienda para prevenir la arteriosclerosis, mejorar la salud coronaria y combatir las alergias que afectan las vías respiratorias.

  • ¿Cómo consumirlo? Puedes asar un diente de ajo al día y agregarlo a tus preparaciones. Otra receta milenaria es consumir un diente de ajo a diario, en ayunas. Si el sabor es muy fuerte, intenta con ajo envejecido ya que su sabor es más suave, pero no pierde sus propiedades.

2. Albahaca.

Esta hierba súper sabrosa y de deliciosa frescura, es fuente de vitamina K, lo que ayuda a fortalecer nuestros huesos. Además, su consumo regular, es excelente para matar microorganismos, virus y parásitos del tracto gastrointestinal. Sus flavonoides protegen la estructura y la función celular.

  • ¿Cómo consumirla? Puedes preparar con ella deliciosos pestos, como ingrediente de ensaladas frescas o en una infusión caliente. Como sus aceites son muy volátiles, no la cocines demasiado en tus comidas, sino más bien agrégala hacia el final. En postres, acompañando helado de limón, es deliciosa.

3. Cúrcuma.

La cúrcuma contiene unos compuestos activos denominados “curcuminoides” (curcumina, demetoxicurcumina y bisdemotoxicurcumina) con grandes efectos beneficiosos para nuestra salud. Además de ayudarnos a combatir la inflamación crónica, es antiviral, antifúngica, antioxidante, previene la diabetes, ayuda a la salud cardiovascular, combate la obesidad y el cáncer.

  • ¿Cómo consumirla? Puedes utilizar cúrcuma para sazonar guisados, pastas, salsas, arroces, etc. Incluso puedes utilizar curry en tus comidas, ya que la contiene.

4. Cilantro.

Del cilantro podemos utilizar tanto sus hojas como sus semillas (coriandro). Es un antiinflamatorio conocido por inhibir la expresión pro- inflamatoria del factor NF- kappa B. Es excelente para reducir el azúcar en sangre, el colesterol y mejora la digestión de las grasas. Una infusión de cilantro es ideal para disminuir la ansiedad.

  • ¿Cómo consumirlo? Añade un poco de semillas molidas para dar sabor a tus carnes, guisados de legumbres o verduras. Las hojas pueden formar parte del aliño de las ensaladas o del guacamole.

5. Comino negro.

El comino negro contiene nanopartículas con un gran poder antiinflamatorio, a la vez que es excelente para combatir el cáncer o prevenirlo.

  • ¿Cómo consumirlo? Puedes preparar tus comidas con un poco de aceite de comino negro o si prefieres, agrega comino directamente sobre tus carnes y salsas.