,

8 signos de problemas renales que todo el mundo ignora. ¡MUCHA ATENCIÓN!

¡Si tu riñón está en peligro, el cuerpo le dará estos 8 signos! – No los ignores.

Los problemas renales son generalmente descubiertos cuando la persona experimenta un dolor punzante y agudo en la espalda; es decir cuando la inflamación del órgano ya es tan evidente que provoca molestia. Sin embargo, la mayoría de los pacientes ignoran muchos otros síntomas que aparecen de manera temprana. Ten presente estos 8 signos y consulta con un especialista.

Los riñones son órganos sumamente importantes para nuestro cuerpo. Se ubican debajo de la caja torácica y son los encargados de filtrar la sangre. A diario, procesan entre 120 y 150 litros de sangre, liberándonos de toxinas, metales y otros residuos. Gracias a ellos nuestro cuerpo funciona correctamente, evitando la acumulación de líquidos. Incluso, cuando se mantiene un correcto nivel de electrolitos, los riñones ayudan a mantener los huesos fuertes y las células rojas en óptimas condiciones.

Sin embargo, al estar expuestos a un gran número de desechos, es común que estos órganos sufran algún tipo de desgaste o daño. Como hemos visto, cuando los riñones no funcionan correctamente, repercuten en otras partes del cuerpo. Por ello, los síntomas de alerta temprana pueden ser de lo más variados; tanto que los pacientes no sospechan qué está sucediendo. Te contamos cuáles son los signos más claros de problemas renales para que no ignores ninguno.

8 signos tempranos de problemas renales.

problemas renales

1. Inflamación.

Si padeces de problemas renales, seguramente tendrás problemas para filtrar y eliminar el exceso de líquidos. Por esto, puedes presentar inflamación en rostro, pies, piernas, tobillos y manos. La retención de líquidos no es un problema normal, si lo padeces por más de una semana, consulta con un especialista.

2. Erupciones cutáneas.

Cuando los riñones no funcionan correctamente, los desechos y las toxinas no pueden ser eliminadas del cuerpo. Ante esta acumulación de residuos en la sangre, la piel es la primera en reaccionar a través de erupciones, eczemas, alergias, irritación, etc.

3. Cambios en la orina.

Los cambios en la micción son una de las primeras señales de insuficiencia renal. Lo advertirás si:

  • Tienes problemas para orinar, orinas con dolor o tienes la permanente sensación de que necesitas ir al baño.
  • Tu orina presenta sangre, es decir tiene un color marrón oscuro o rojizo.
  • El color de la orina es del color del té y presentas menos ganas de orinar.
  • La orina es demasiado espumosa.
  • Despiertas varias veces durante la noche, con la necesidad de orinar.

4. Fatiga y desgano.

Los riñones son los encargados de producir una hormona denominada eritropoyetina, la cual interviene en la creación de glóbulos rojos. Los glóbulos rojos, a su vez, transportan el oxígeno a todo el cuerpo. Es decir que un déficit de esta hormona, interfiere directamente en la oxigenación del organismo, dando como resultado una fatiga crónica.

5. Problemas de concentración.

Ante una disminución en los niveles de oxígeno en sangre, el cerebro responde de forma más lenta y puede haber problemas de concentración y claridad mental.

6. Falta de aliento.

Como mencionábamos, un cuerpo mal oxigenado también tendrá problemas en su estado físico. Una persona con problemas renales sentirá falta de aliento y debilidad muscular.

7. Sabor metálico.

Además de los problemas cutáneos, cuando la sangre se encuentre colmada de toxinas, los sabores comenzarán a sentirse diferentes. Incluso, muchos pacientes renales, manifiestan haber percibido un gusto metálico permanente en la boca.

8. Dolores.

Uno de los últimos síntomas en aparecer es el dolor punzante en la parte superior de la espalda, generalmente del lado del riñón dañado. Los espasmos o el dolor intermitente suele ser señal de cálculos renales.