10 Alimentos que puedes comer antes de dormir y aquellos que no debes

¡ Comer antes de dormir también puede ser placentero! Los bocadillos antes de ir a la cama no son recomendables. según los especialistas. Sin embargo, es necesario tener en cuenta también la calidad de las comidas que ingerimos en la cena. Si te preocupa tu alimentación, te contamos cuáles son los mejores alimentos y cuáles necesitas evitar por las noches. 

Cuidar los alimentos que ingerimos en la noche

comer antes de dormir

Existe una frase conocida que dice “desayunar como rey, almorzar como príncipe y cenar como un mendigo” (y todas las variantes existentes en Latinoamérica). Según los especialistas hacia el final del día, nuestra ingesta calórica debería disminuir. Esto es porque no contamos con el tiempo suficiente como para quemar calorías sin que afecte nuestra salud. Con cenas hipercalóricas corremos el riesgo de acumular grasa y aumentar varios kilos de más.

Es importante cuidar nuestra alimentación y no por fines estéticos, sino por salud. La comida puede ser nuestra medicina, habla de nuestros hábitos cotidianos y se relaciona con la manera en que decidimos cuidar nuestro organismo. Además, las comidas nos ayudan a descansar mejor, siempre y cuando sepamos seleccionarlas con cuidado. Ir a la cama con el estómago demasiado lleno interrumpe el sueño y nos proporciona malestar general, especialmente a niveles gástricos.

Para que puedas seleccionar mejor tus comidas, elaboramos una lista completa que será de ayuda. En ella detallamos aquellos alimentos que favorecen el sueño, aportan pocas calorías y son deliciosos. Por otro lado, también incluimos los que nunca deberían estar presentes en tus cenas. 

Recuerda que siempre es mejor cocinar tus propias comidas para asegurar la calidad de las mismas. Además, disminuye la ingesta de grasas, productos refinados y procesados. ¡La información es salud!

También puede interesarte: “¿Por qué las mujeres necesitan dormir más? ESTAS DOS INVESTIGACIONES TIENEN LA RESPUESTA”

Comer antes de dormir: Alimentos para tener en cuenta

ALIMENTOS PERMITIDOS

En este listado encontrarás algunas opciones que te ayudarán a conciliar, mantener y despertar de un sueño profundo y maravilloso. ¡A partir de ahora despertarás con mucha más energía!

1. Plátanos

El secreto de los plátanos reside en su gran valor nutricional. Comer antes de dormir alimentos ricos en potasio y magnesio ayuda a que los músculos se relajen y regeneren correctamente. Además, es una excelente forma de prevenir calambres (algunas personas sufren de calambres nocturnos que impiden el descanso adecuado).

2. Pavo

Un trozo de pavo como cena es delicioso. Procura acompañarlo con verduras para no consumir sólo proteínas. La carne de pavo contiene triptófano, un aminoácido que regula el sueño y ayuda a lograr un descanso de calidad. Consúmelo unas dos horas antes de dormir para lograr una buena digestión y aprovechar las propiedades de este alimento.

3. Leche tibia

Quizás has escuchado uno de los remedios más conocidos para combatir el insomnio: un vaso de leche tibia. Esto se debe a que la leche también contiene triptófano, por lo que te asegurarás un descanso óptimo.

4. Arroz de jazmín

Otra muy buena opción para comer antes de dormir es el arroz de jazmín. Este alimento provoca que la glucosa sea liberada lentamente a la sangre. Como el organismo aprovecha mejor la energía, requiere menos descanso para sentirse bien. Ahora ya lo sabes: Si cuentas con pocas horas para dormir, debes cenar arroz de jazmín.

5. Cerezas

Además de deliciosas, las cerezas son un gran bocadillo nocturno. Entre sus múltiples beneficios, aportan también una gran cantidad de melatonina. La melatonina ayuda a conciliar el sueño rápidamente, controlando nuestro reloj interno. ¡Es una hormona muy necesaria si deseamos dormir toda la noche!

ALIMENTOS DESACONSEJADOS

Cuando no tenemos tiempo de comer antes de dormir, solemos elegir la comida rápida como primera opción. Esta es la peor de las decisiones. Ten en tu heladera algunos bocadillos saludables que te quiten de apuro cuando más lo necesites. Organiza un día a la semana para cocinar y luego congela todas las preparaciones, ¡resulta más saludable y económico!

Aquí te contamos cuáles son los alimentos que es mejor dejar de lado por la noche:

1. Comidas rápidas con tocino

Como mencionamos, las comidas rápidas son muy pesadas de digerir. Nuestro organismo debe realizar un gran esfuerzo para eliminar todas las sustancias nocivas que con ellas ingerimos. Esto suele provocar distensión abdominal. La distensión abdominal se caracteriza por inflamación, exceso de gases, malestares, cólicos. Todos estos síntomas, definitivamente, interrumpen el sueño.

El tocino, por otro lado, aporta demasiadas grasas y provocan un exceso en la producción de ácidos estomacales. Dichos ácidos ocasionan acidez y agruras.

2. Vino y otras bebidas alcohólicas

Comer antes de dormir es algo necesario, la cena no puede ser obviada. Sin embargo, también debemos pensar en las bebidas innecesarias que llegamos a ingerir. Nuestro organismo considera que el alcohol es un veneno. Para deshacerse de él, los riñones deben trabajar el doble. Con este objetivo, se agotan todas las reservas de líquido y así facilitar su expulsión a través de la orina. 

Durante la noche sentirás muchas ganas de orinar, frecuentemente. Además, necesitarás un gran vaso de agua para reponer la pérdida de líquido, ¡sentirás mucha sed!

3. Chocolate amargo

Las barras de chocolate que poseen más del 70% de también pueden ser perjudiciales. Poseen mucha cafeína y una sustancia denominada teobromina. Ambos compuestos son estimulantes del sistema nervioso. Como resultado notarás tu ritmo cardíaco mucho más acelerado. Las posibilidades de padecer insomnio aumentan cuando se consume de manera regular café o chocolate.

4. Exceso de proteínas

Las comidas altas en proteína tampoco son recomendables para comer antes de dormir. La digestión proteica tiende a ser lenta (hasta un 50% más) por lo que tu cuerpo necesita de mucho tiempo para acabar dicho proceso con éxito. Si mientras duermes, tu organismo intenta digerir todo lo que has consumido, sufrirás molestos síntomas como distensión abdominal, cólicos y dolores estomacales. Si deseas comer una comida muy proteica durante la cena, aliméntate unas cuatro horas antes de ir a dormir.

5. Condimentos picantes

Los condimentos muy picantes son irritantes gástricos. Esto perjudica las paredes estomacales y promueve un aumento en los jugos gástricos. Comerlos antes de dormir puede provocarte acidez o gastritis.