¡Haz crecer aguacates tu mismo en tu propia casa!

Mira como plantar aguacates en casa

El aguacate es una fruta utilizada en muchas de nuestras comidas y preparaciones diarias dentro de nuestra cocina, y que además nos proporciona una enorme cantidad de nutrientes y vitaminas para el beneficio de nuestra salud. ¿Te imaginas lo grandioso que sería poder plantar aguacates en tu propia casa para poder hacer uso de este poderoso alimento cuando lo desees? Aquí te enseñamos como plantar aguacates en casa de la manera más fácil.

Plantar aguacates en casa es sin duda una maravillosa idea para tener siempre a mano este ingrediente tan saludable. El aguacate, es una maravillosa fuente de fibra y potasio, además de contener vitaminas esenciales, como lo son las vitaminas C, K, E, B5 y B6, y los ácidos grasos del aceite de oliva.

Muchas personas suelen utilizar aguacates para adornar y darles color a sus comidas, o para reemplazar ciertos ingredientes poco saludables. El aguacate casi no tiene sabor, por lo que te aseguramos que ni lo sentirás al comer, pero sus beneficios si aportarán mucho a tu buena salud.

Otro detalle importante sobre esta fruta, es que no es demasiado barata como para estar consumiéndola de manera frecuente, por lo que tener aguacates en tu propio patio te permitirá disfrutar a pleno de los beneficios y propiedades de este ingrediente, sin tener que gastar tu dinero en él.

Mira a continuación como plantar aguacates en casa de manera sumamente fácil.

COMO PLANTAR AGUACATES EN CASA

plantar aguacates en casa

Es muy sencillo; a continuación te enseñamos paso a paso como plantar aguacates en casa para que puedas disfrutar de todas las propiedades y beneficios de este poderoso ingrediente.

1. Consigue una semilla de aguacate: Consigue una semilla de aguacate, y añádele cuatro palillos alrededor, uno apuntando hacia cada punto cardinal, de manera que sirvan para sostener la semilla. Ahora lleva la semilla a un recipiente con agua, sumergiéndola allí de manera que una parte de la semilla no toque el agua. Deja a la semilla en reposo en el agua durante  4 -5 semanas, en un lugar cálido pero en donde no le llegue el sol de manera directa.

Cambia el agua del recipiente cada un par de días. En unas semanas, la cáscara de la semilla se partirá, dejando salir desde la parte interior la raíz de dicha semilla.

Poda las primeras raíces que vayan saliendo de la semilla, y cuando vengan las nuevas, ya podrás quitar los cuatro palillos y transplantar tu semilla a la tierra.

2. Planta tu semilla: Consigue una maceta de terracota de apróximadamente unos 20 – 25 centímetros y agrégale tierra hasta 2 centímetros por debajo del borde.

Deja la semilla en la maceta, de manera que las raíces queden dentro de la tierra, y el resto de la semilla quede hacia la parte exterior.

Riega la semilla de vez en cuando, para que la tierra se mantenga húmeda. Puedes usar algo de abono también como la fibra de coco, para obtener resultados más rápidos.

Recuerda que si las hojas comienzan a quedar amarillas, significará que la planta tiene un exceso de agua.

Plantar aguacates en casa es muy fácil; te aseguramos que si cuidas de tu plantita de aguacate, regándola frecuentemente y manteniéndola en un lugar cálido sin mucha exposición al sol ¡en poco tiempo tendrás tus propios aguacates, para poder disfrutar a pleno de ellos en tus comidas!