,

Ayunar durante tres días regenera completamente el sistema inmunológico.

Una universidad ubicada al sur de California, EE.UU., descubrió que los ciclos de ayunos prolongados podrían producir un regeneramiento total del sistema inmune; además de protegerlo de los efectos secundarios que la quimioterapia tiene sobre nuestras defensas. En concreto, lo que tres días de ayuno desencadenan en nuestro organismo, es convertir a las células madres que se encuentran en un estado latente a células en estado de auto renovación.

Se considera ayuno prolongado a los ciclos donde la persona no recibe alimentos durante dos a cuatro días en un lapso de seis meses. La investigación, estaba orientada a estudiar la tolerancia del sistema inmunológico a la quimioterapia y analizar desórdenes naturales como problemas de autoinmunidad. El estudio resolvió que, al ayunar por periodos prolongados, las células más viejas o dañadas eras eliminadas produciendo que el cuerpo se regenere con células más jóvenes

A pesar de que muchos nutricionistas y especialistas lo desaconsejan y consideran que los períodos de ayuno son contraproducentes para la salud, nuevas investigaciones están afirmando lo contrario.

Regenera completamente el sistema inmunológico:

Realizar un ayuno por tres días, aproximadamente, promueve a nuestro organismo a que utilice las reservas de azúcares y grasa. Ahora también sabemos que degrada células blancas de manera muy significativa. La degradación paulatina de las células, obliga a nuestro cuerpo a que produzca nuevas células blancas que reemplacen las degradadas. Poco a poco el sistema inmune comienza a formarse nuevamente pero con células nuevas.

Durante el ayuno, el organismo se deshace de todo aquello que puede estar dañado, viejo o ineficiente. Las células madres forman nuevas células para reemplazar las ineficientes. Si comienzas un ayuno con el sistema inmunológico muy dañado por algún tratamiento nocivo, el ayuno ayudará a recuperarte fácilmente. Se realizó un experimento donde pacientes con cáncer realizaron un ayuno de 72 horas, antes de su quimioterapia, y se descubrió que las nuevas células los protegían de la toxicidad.

Por otro lado, se determinó que los ayunos disminuyen los niveles de la hormona IGF-1. Esta hormona está muy relacionada a la vejez, la propagación de los tumores y los riesgos a padecer cáncer.

Ayuda a la prevención de enfermedades durante la vejez:

El ayuno, frecuentemente, es una herramienta utilizada por personas de edad avanzada. Así, luego de un periodo de tres días, pueden combatir fácilmente, enfermedades comunes. La vejez debilita el sistema inmune y cualquier enfermedad común como la gripe o los resfriados, pueden agravarse y complicarse en pulmonías o neumonías severas.

Actualmente, las investigaciones continúan profundizándose. El objetivo es determinar si otros sistemas de nuestro organismo reaccionan de igual manera.

Recuerda que, si eres un paciente oncológico, debes solicitar a tu oncólogo y médico de cabecera que te ayude a realizar el ayuno, ya que muchos de ellos lo promueven. Además, tener el apoyo de un especialista podrá evacuar tus dudas y controlar tu salid de cerca.