Cómo enseñar a tu hijo a ser responsable

Tácticas para hacer de tu hijo una persona responsable y comprometida

A continuación, queremos brindarte 3 saludables consejos con los cuales lograrás educar niños responsables. Si bien es cierto que en cada hogar suelen establecerse ciertas normas en cuanto a la educación y a los valores, nosotros creemos que estas 3 reglas son imprescindibles al momento de educar niños responsables.

Presta mucha atención a los consejos que te daremos a continuación.

Cómo educar niños responsables en 3 simples pasos

 

Si quieres educar niños responsables, te recomedamos que sigas al pie de la letra los 3 siguientes consejos.

1. Dale a tu hijo tareas para realizar dentro del hogar

Las tareas del hogar deben de ser llevadas a cabo por todos los miembros de la familia; desde el más pequeñito hasta el más anciano, todos deben de aprender a colaborar y contribuir al momento de mantener la casa en orden.

Tu pequeño siempre deberá de mantener su cuarto en orden y tener su ropa y sus juguetes en su lugar.

Y más allá de esto, el niño debe también aprender a contribuir en aspectos más generales de la casa, como lo son por ejemplo:

  • La elaboración de la comida
  • La limpieza general del hogar (sacar la basura, secar los platos, etc.)

Es un hecho que el trabajo ennoblece, y que mediante este, se aprende a ser responsable.

Tu pequeño deberá de contribuir siempre a las labores hogareñas, aunque sea alcanzándole la ropa para doblar a mamá, o bien, ayudándo a papá a llevar los platos a la mesa a la hora de comer.

Esta es una de las principales estrategias al momento de educar niños responsables.

2. Enseña a tu hijo a preocuparse por los demás

Es importante que desde pequeños, nuestros hijos sepan que los demás al igual que ellos mismos, también podrán necesitar ayuda de vez en cuando. Enseña a tu hijo a ser solidario y responsable con sus semejantes.

Además de estudiar y aprender cosas nuevas cada día, tu hijo debe de aprender a preocuparse por quienes tiene a su lado.

Si mamá se acuesta temprano porque le duele la cabeza, el pequeño puede acompañarla y llevarle una aspirina, o bien frotar su frente.

Mediante este tipo de hechos, el niño aprenderá a no ser siempre el centro de atención, y que los demás también son importantes.

Este tipo de estrategias contribuyen de manera directa a la salud mental y emocional de tu pequeño.

3. Premia a tu hijo por su buen comportamiento

Es muy importante que tu hijo conozca el valor de la responsabilidad.

Cada vez que tu pequeño haga algo bien, prémialo, no con una tablet ni con un iphone, sino con elogios y muestras sinceras de cariño y afecto. Esto fortalecerá la autoestima de tu pequeño, desde temprana edad.

Un niño responsable consigo mismo y con los demás, debe de ser valorado y reconocido por los adultos a su alrededor.

¡Que niño tan responsable!, ¡Cómo está creciéndo!, ¡Se porta de maravilla y siempre ayuda a sus padres!, ¡Se preocupa mucho por sus estudios! Este tipo de elogios, incentivarán a tu pequeño, y lo motivarán a seguir siempre por el buen camino.

A los niños les encanta sentirse útiles y necesarios, por lo que, ¡házlos sentir así, si actúan de buena manera!

Estas 3 técnicas son esenciales al momento de educar niños responsables. Pónlas en prácticas, ¡y luego de un tiempo comenzarás a sorprenderte de la actitud de tu pequeño!

¡No es tan difícil, solo se necesita constancia!

Comparte con todos esta valiosa información.