, ,

Consejos y trucos sencillos para eliminar el exceso de agua, adelgazar y desinflamar el cuerpo

Muchas veces cuando queremos adelgazar y desinflamar el cuerpo reducimos cantidades de alimentos, suprimimos otros, intensificamos el ejercicio físico, y así mismo no notamos cambios, esto puede ser causado por la retención de líquido en nuestro organismo.

La retención de líquido es un problema que afecta a mucha gente y que se puede solucionar simplemente con adoptar una serie de hábitos saludables. Ellos se verán reflejadas en nuestro aspecto físico y además mejorarán nuestra salud. La retención es muy molesta para quien lo padece  porque, entre otras cosas, limita su movilidad general.

¿Por qué retenemos líquidos?

El desequilibrio en los líquidos de nuestro cuerpo  puede producirse porque los vasos sanguíneos depositan demasiado líquido en los tejidos corporales o el líquido que se almacena en éstos no se elimina a través de la sangre de forma normal. Por este motivo, adelgazar y desinflamar el cuerpo se hace muy difícil.

Muchas pueden ser las causas de las que se deriva este mal funcionamiento, como el embarazo, disfuncionalidad en las glándulas linfáticas, obesidad, padecer de insuficiencia hepática, renal o cardiaca, entre otras.

También existen causas externas de retención de líquido tales como, utilizar ropa apretada que empeora la circulación, permanecer sentados o parados durante muchas horas, la humedad y el calor excesivos también suelen afectar, como así también el abuso de sal en la comida.

Si la retención es debida a causas externas podemos ayudarnos de sustancias naturales y de una adaptación en la dieta para adelgazar y desinflamar el cuerpo. Algunas sustancias que nos pueden ayudar son:

  • Te verde
  • Te rojo
  • Diente de león
  • Cebolla
  • Cerezo
  • Achicoria
  • Madreselva
  • Vid roja
  • Maíz
  • Perejil

Todas ellas tienen un componente diurético que nos ayudará a eliminar los líquidos que se acumulen en nuestro organismo. Lo mismo sucede con la dieta: tenemos que adoptar algunas pautas de comportamiento como ingerir menos sal y menos hidratos de carbono. La práctica de ejercicio físico también es un buen remedio para adelgazar y desinflamar el cuerpo porque ayuda a eliminar líquido a través de la sudoración.

Muchas veces la retención de liquido viene derivada de una mala circulación sanguínea, por eso es importante mejorar esta condición mediante duchas de agua fría.

Consejos y trucos para adelgazar y desinflamar el cuerpo.

  • Aumenta el consumo de agua:

Consumir abundante agua durante todo el día es una buena manera de evitar retener líquido. La ingesta habitual de agua nos ayudará a mantener nuestro organismo depurado y además limpiará nuestro cuerpo de impurezas y sustancias justamente causantes de la retención. Además repondremos sales minerales que el organismo necesita.

  • Evita la sal:

Deberíamos considerar eliminar la sal de nuestras comidas si queremos adelgazar y desinflamar el cuerpo, ya que es la principal causante de que nuestro organismo tienda a acumular líquidos que no necesita.

  • Cuidado con los alimentos elaborados:

Aunque eliminemos la sal de nuestras comidas es importante conocer si los alimentos elaborados que consumimos la contienen. Es aconsejable para una dieta saludable elaborar nosotros mismos nuestra comida y así asegurarnos de que el proceso de cocción de cada plato sea el adecuado. Es importante que reparemos en las etiquetas de los alimentos y elijamos los productos con bajos niveles de sodio, ayudándonos así a adelgazar y desinflamar el cuerpo.

  • Consumo de Fibra:

Es de vital importancia que consumamos frutas y verduras que contengan altas dosis de potasio para regular nuestro organismo y con él el nivel de líquidos. Estos alimentos son ricos también en fibra que permite depurar el organismo. Las infusiones también pueden ayudarnos para eliminar líquido innecesario de nuestro cuerpo.

  • Carne de pescado:

Aumenta las porciones de pescado dentro de tu plan alimenticio. Los ácidos grasos Omega 3 ayudarán al organismo a eliminar el exceso de agua.

  • Melón y frutas cítricas:

Ambas frutas contienen altos niveles de potasio que ayudan a equilibrar los niveles de sodio del cuerpo.

  • Granos y frutos secos:

Si bien pueden ayudarnos a regular los niveles de líquido, evita comprar los que ya vienen salados.

Es importante que además de tener en cuenta los consejos anteriores, prestes atención a tu evolución; ya que si no lograste adelgazar y desinflamar el cuerpo y por ende la retención persiste, debes consultar a tu médico.