,

Esta doctora nos cuenta cómo consiguió curar la esclerosis múltiple realizando algunos cambios a su estilo de vida. ¡INCREÍBLE!

Mujer cura esclerosis múltiple con dieta y medicina funcional

La Dra. Terry Wahls fue diagnosticada y logró curar la esclerosis múltiple realizando cambios en su dieta y en su estilo de vida. Esto es lo que los médicos le aconsejaron, aunque su investigación la llevó por el camino de la medicina funcional y la dieta controlada. Conoce los detalles de esta historia de vida.

La historia de la Dra. Terry Wahls.

Wahls es profesora de la Universidad de Iowa, Estados Unidos. Ferviente creyente de la medicina moderna, los medicamentos y el permanente desarrollo de la industria farmacológica, la especialista se mantenía siempre actualizada respecto a los últimos avances en el rubro. Ella misma se denomina como alguien que se “centraba en el tratamiento de las enfermedades, no en la búsqueda de la salud. Porque eso es lo que le enseñaron a hacer”.

En el año 2000 le diagnosticaron esclerosis múltiple, causada probablemente por una infección previa y ciertos factores ambientales desconocidos. La esclerosis múltiple es una enfermedad autoinmune que daña la médula espinal y también al cerebro.

Ya diagnosticada, se le recetaron los medicamentos ABC (Avonex, Betaseron, Copaxone) para evitar ataques agudos. Esto le costaría alrededor de 1000 dólares al mes. Los médicos que la atendían jamás preguntaron respecto a su estilo de vida, sólo se centraron en retrasar los síntomas. Sin embargo, esta lista de medicamentos tienen una larga lista de efectos secundarios aterradores.

Finalmente, movilizada por el miedo que le tenía a su propio futuro, se dirigió a la Clínica Cleveland, un centro de salud especializado en esclerosis. Recibió una mejor atención y mejores medicamentos, aunque la enfermedad avanzaba sin detenerse. Después de algunos años, ya no pudo correr, ni caminar extensiones prolongadas, ni jugar con su familia. Curar la esclerosis múltiple era un sueño poco alentador.

Así, comenzó una búsqueda de alternativas que la llevaron a curar la esclerosis múltiple, es decir, a controlar los síntomas, detener la progresión y recuperar la movilidad perdida.

¿Cómo logró curar la esclerosis múltiple?

DIETA PALEO.

Loren Cordain desarrolló la dieta Paleo, basada en las costumbres cavernícolas. La misma ayuda a tratar enfermedades autoinmunes. Wahls comenzó con ella en el año 2002. A pesar de ser vegetariana volvió a comer carne y renunció a los cereales y legumbres.

La dieta por sí sola no era suficiente y los medicamentos no estaban haciendo efecto. En 2003, comenzó a usar una silla de ruedas por algunos períodos de tiempo.

DISFUNCIÓN MITOCONDRIAL.

Queriendo evitar la silla de ruedas, comenzó una investigación detallada que la llevó a la “Disfunción Mitocondrial”, algo común a las enfermedades que dañan el cerebro como la de Alzheimer o Parkinson.

En estas enfermedades, las mitocondrias (encargadas de producir energía) no funcionan correctamente. Esto provoca una muerte celular temprana en el cerebro. Así, descubrió que el aceite de pescado, la creatina y la coenzima Q ayudan a proteger al cerebro de esto.

Decidió comenzar una autoexperimentación tomando suplementos con estos compuestos. Logró desacelerar la enfermedad pero no fue suficiente. En el año 2007 dependía por completo de su silla de ruedas y tenía momentos de confusión mental.

ESTIMULACIÓN ELÉCTRICA NEUROMUSCULAR.

Otro hallazgo para Wahls fue el de la terapia de estimulación eléctrica neuromuscular. Este tratamiento es efectivo en personas con atrofia muscular. La doctora admite que fue doloroso, aunque al finalizar cada sesión se sentía inmediatamente mejor. El programa de ejercicios con un fisioterapeuta era diario, a lo que sumaron esta terapia de estimulación. Curar la esclerosis múltiple quizás no era posible, pero ella intentaría reparar los daños.

“Los médicos tradicionales no le brindaban esperanzas y sólo se centraban en mejorar los síntomas. Jamás se centraron en atacar las causas reales”.

MEDITACIÓN.

Los ejercicios de meditación y respiración la ayudaron a combatir el estrés, el dolor y a mejorar su estado de ánimo. A su vez, su cerebro se mantenía activo.

MEDICINA FUNCIONAL.

Finalmente, conoció el Instituto de Medicina Funcional y su programa de Neuroprotección. Tomó un curso para especializarse y conoció una lista de vitaminas y nutrientes necesarios para que su cerebro estuviera protegido y pudiera regenerarse.

Paulatinamente, y con todos los cambios en su vida, comenzó a sentirse más fuerte. Los médicos le indicaron que las funciones perdidas ya no podían recuperarse, sin embargo ella notaba mejoras en su motricidad.

ALIMENTACIÓN.

Las vitaminas y los suplementos realmente hacían grandes efectos en ella. Por esto, decidió dejar las píldoras de suplementos y comenzar a consumir los nutrientes directamente de los alimentos. Así, se creó un plan de alimentación diseñado para proteger sus neuronas.

La Recuperación.

Combinando todo, en tan solo dos meses comenzó a notar los cambios. Su energía había aumentado, las neblinas mentales disminuían y poco a poco, pudo levantarse de la silla con ayuda de un bastón.

A los 9 meses pudo montarse en una bicicleta y paulatinamente se ejercitó en ella. Los paseos podían ser cada vez más largos. Si bien esto no era curar la esclerosis múltiple, significaba un gran avance en la ciencia. Alguien con esta enfermedad había podido recuperar las funciones perdidas.

Algunas recomendaciones…

  • Puedes escuchar a la especialista en una charla TEDx llamada “Cuidando tus mitocondrias”. El video se encuentra online y allí explica los detalles de su investigación.
  • Esta información también está en el libro escrito por Wahls llamado “El Protocolo Wahls: Cómo combatí la esclerosis múltiple progresiva usando principios de Paleo y la Medicina Funcional”.