, ,

Descubre cómo preparar comidas con quinoa. ¡Recetas sencillas para agregar a tu dieta cotidiana!

Si deseas preparar comidas con quinoa no necesitas realizar recetas muy elaboradas, ni complicadas. Los granos de quinoa se adaptan muy bien a casi cualquier preparación y, además de nutritivos, son muy sabrosos. Sustituye el gluten sumando estas preparaciones a tu dieta cotidiana.

Incorporar nuevos alimentos a tu dieta cotidiana, o a la de toda la familia, puede resultar un verdadero desafío. Nuevos hábitos alimenticios o nuevos sabores pueden ser rechazados con mucha facilidad. Sin embargo la quinoa es ideal para sustituir el gluten de una manera deliciosa.

Este alimento puede adaptarse a casi cualquier preparación. Más allá de su sabor suave tan característico, algunas variedades suman un poco de dulzor o un suave dejo de nuez. También podrás encontrar la variedad más común de quinoa en color blanco, aunque otros granos más raros son de color amarillo, negro, naranja, rosado, púrpura y hasta rojos.

Si estás pensando en sumar este nutritivo alimento a tu cotidianeidad, te contamos 2 recetas súper sabrosas y cómo preparar comidas con quinoa.

¿Cómo preparar comidas con quinoa? ¡2 recetas deliciosas y muy fáciles!

Preparar comidas con quinoa es una tarea muy sencilla porque los granos son de fácil cocción. En primer lugar, quizás debas enjuagar los granos con un poco de agua para quitar los residuos y una capa que los cubre denominada “saponina” (glucósidos cuya función es la de proteger los granos. Tienen cierto nivel de toxicidad para el humano.) Notarás que están libres de saponinas cuando dejen de hacer espuma mientras los enjuagas. Algunas marcas del mercado ya se encuentran pre-enjuagadas.

¿Cómo cocer los granos de quinoa?

Antes de preparar comidas con quinoa deberás cocer los granos para ablandarlos (salvo que hagas una sopa o un guisado, en ese caso los granos se cocinan en el mismo caldo de la preparación). Para comenzar, sólo debes tener presente las medidas: cocina una taza de quinoa en dos tazas de agua filtrada. Agrega un poco de sal marina para dar sazón. Cuando el agua rompa en hervor, baja el fuego y deja cocinar por 20 minutos con la cacerola tapada. Una vez pasado ese tiempo, apaga el fuego y deja reposar por 5 minutos. Luego, ya puedes preparar comidas con quinoa de la forma que desees.

¡TIPS!
  • Si deseas preparar comidas con quinoa más sabrosas, tuesta los granos antes de ponerlos a hervir. Colócalos en una sartén limpia durante dos minutos sobre el fuego, revolviendo siempre, y listo.
  • Una vez cocidos los granos, mézclalos con tus vegetales preferidos: lechugas, tomates, pepinos, cebollas, etc. Prepara un aliño sabroso y tienes una deliciosa ensalada de quinoa.

RECETA 1: Granola de quinoa.

No es necesario sólo preparar comidas con quinoa saladas, también los preparados dulces son deliciosos. La granola adquirida en el mercado puede estar colmada de grasas, azúcares o jarabes de alta fructosa; por este motivo siempre resulta más nutritiva la que realizas en casa.

Ingredientes:

  • 1 plátano grande maduro.
  • 2 tazas de quinoa cocida.
  • 3/4 taza de avellanas picadas.
  • 1/2 taza de bayas de Goji.
  • 1/2 taza de arándanos.
  • 1 cucharada de semillas de lino.
  • 2 cucharadas de tahini (pasta de sésamo).
  • 1/2 cucharadita de extracto de vainilla.
  • 3 cucharadas de miel pura.
  • 1/2 cucharadita de nuez moscada.
  • 1/2 cucharadita de canela.
  • 1/2 cucharadita de cardamomo.

Preparación:

  • Precalienta el horno a unos 140 Cº.
  • En un bol grande machaca el plátano hasta formar una pasta.
  • Añade el tahini, la miel y la vainilla. Continúa mezclando hasta que quede suave.
  • Luego agrega el resto de los ingredientes mezclando muy bien hasta que se vean integrados de forma pareja.
  • Cubre una placa con papel para hornear. Extiende la mezcla sobre la placa o bandeja de forma pareja.
  • Hornea por 45 a 60 minutos. Cada 15 minutos agita brevemente la mezcla para que no se dore de forma desigual.
  • Retira del horno, deja enfriar y guárdala en frascos herméticos.

RECETA 2: Empanado de quinoa.

En partes de Sudamérica es muy común preparar comidas con quinoa y esta receta es un clásico. También se la consume como una hamburguesa vegetariana.

Ingredientes:

  • 2 1/2 tazas de quinoa cocida.
  • 4 huevos.
  • 1/2 cucharada de sal marina.
  • 1/2 taza de cebolla picada finamente.
  • 1/3 de queso de cabra.
  • 2 dientes de ajo picados.
  • 1 taza de pan integral de arroz, rallado.
  • 1 cucharada de mantequilla.

Preparación:

  • En un tazón grande, mezcla todos los ingredientes (colocando el pan de arroz rallado al final.
  • Con la mano, forma unas 12 hamburguesas medianas de 2 cm de espesor, aproximadamente.
  • Calienta un sartén con un poco de aceite vegetal. Coloca las pequeñas tortitas y cocina durante cinco minutos con el sartén tapado. Luego darlas vuelta para que doren del otro lado.

¿Cómo se puede consumir la quinoa?

Además de preparar comidas con quinoa de manera más compleja, puedes agregarla a otras recetas de manera fácil y sencilla. No hay límites a la hora de incorporar nuevos sabores, ¡anímate a combinarla con otros ingredientes! Suma la quinoa:

  • Espolvoreándola sobre cualquiera de tus ensaladas y agregarás un plus de proteínas a la preparación. Para ello, deberás cocerlas previamente.
  • Cuando estés preparando cualquier tipo de sopa, agrega un puñado de quinoa al caldo y deja que se cocine con los demás sabores. Los granos absorberán los nutrientes y los sabores.
  • Además de preparar comidas con quinoa en granos, puedes adquirir los copos de quinoa y prepararlos al igual que una avena para el desayuno. Agrega los copos, cúbrelos con leche de almendras, algunos frutos secos, arándanos y fresas. Consume en el desayuno para comenzar el día con muchas energías.
  • ¿Gustas de hornear tus propias galletas? Despídete de las harinas refinadas y prepara tus muffins, bocadillos y panes con harina de quinoa.
  • Incluso la harina de quinoa puede ser mezclada con harina de arroz o amaranto para crear deliciosas pastas: pizzas, espaguetis, ravioles, etc. que puedes combinar con cualquier tipo de salsas: pesto, fileto, bolognesa, etc.