, ,

¡Realiza esto una vez a la semana y tu rostro se verá 10 años más joven!

La piel es el reflejo de la salud general de nuestro cuerpo. Además, nuestro rostro es lo más visible, necesita de los cuidados necesarios para verse lindo y saludable. Manchas, marcas, poros obstruidos o abiertos son algunos de los detalles que ayudan a vernos desmejoradas y añosas.

El tratamiento que hoy te proponemos es muy conocido entre las mujeres orientales. Comúnmente se lo puede reconocer como una cura de la piel con arroz. Sus resultados son maravillosos y funciona para:

  • Eliminar arrugas y marcas de expresión.
  • Blanquear la piel manchada por el sol.
  • Eliminar marcas y cicatrices del acné.
  • Estimular la secreción de aceites naturales, aportando brillo.
  • Rejuvenece la piel y le da un aspecto lozano.
  • Suaviza y cierra los poros.

Sabemos que el arroz forma parte de la gastronomía oriental donde aprovechan muy bien todas sus propiedades. Esos beneficios, también pueden ser aplicados en cada uno de los tratamientos de belleza que lleves a cabo. Este alimento contiene antioxidantes y propiedades regenerativas que ayudan a la salud cutánea. Además, mejora la circulación y alivia las inflamaciones cuando se lo utiliza de forma tópica.

Hoy te traemos una receta muy fácil de hacer y con resultados asombrosos. ¡Apúntala!

Lee también: “Los problemas en el rostro podrían indicar enfermedades en otras áreas del cuerpo”

Receta de mascarilla de arroz para rejuvenecer la piel.

Ingredientes:

  • 1 cucharada de leche de vaca o cabra.
  • 1 cucharada de miel pura de abejas.
  • 3 cucharadas de arroz (preferentemente arroz común, evita los conocidos en el mercado como que “jamás se pasan de cocción”)

Preparación:

  • Coloca el arroz a hervir. Prepáralo de forma normal, sólo deja que se pase un poco de su cocción hasta que lo notes bien blando.
  • Colar el arroz y reservar el agua de cocción.
  • Procesa o machaca un poco el arroz que acabas de cocinar. Agrega la leche y la miel. Mezcla muy bien hasta integrarlos y lograr una pasta suave.

Modo de empleo:

  • Lava muy bien tu rostro con agua tibia y jabón neutro.
  • En este paso, puedes llevar a cabo una exfoliación natural si hace mucho tiempo que no lo haces. (No exfolies tu piel más de una vez al mes). La exfoliación eliminará las células muertas del rostro y permitirá que se absorban mejor los nutrientes de la mascarilla de arroz. Para ello, puedes machacar un plátano maduro hasta hacerlo puré, agrega una cucharada de azúcar común y aplica con movimientos circulares por todo el rostro, durante un minuto. Enjuaga con abundante agua.
  • Seca el rostro sin frotar.
  • Aplica la mascarilla de arroz sobre todo el rostro, incluso puedes hacerlo hasta en el cuello. Recuerda que la circunferencia de los ojos y los labios deben quedar libres.
  • Deja actuar por 20 minutos.
  • Enjuaga con el agua de la cocción del arroz, procura que no esté muy caliente para no repercutir negativamente en los poros.
  • Repite esto al menos una vez a la semana. Si deseas blanquear manchas de la piel deberás repetirlo unas tres veces a la semana hasta notar las diferencias. Luego lo continúas una vez semanalmente.
Lee también: “Blanquea las manchas y las pecas de tu piel con estos remedios caseros”

¡TIPS!

  • Puedes sustituir el arroz cocido por una pasta realizada con harina de arroz, ya que tiene los mismos beneficios, aunque no tendrás agua de cocción para el enjuague final.
  • Puedes hidratar el rostro a diario embebiendo un algodón con unas pocas gotas de aceite de salvado de arroz.
  • Para mantener una piel saludable, recuerda limpiarla todas las noches, antes de dormir. Al otro día, en la mañana puedes llevar a cabo el tratamiento con arroz.
  • Recuerda beber mucha agua para ayudar al cuerpo a eliminar las toxinas de la piel.