,

Cómo eliminar la congestión nasal en menos de un minuto

Comúnmente, cuando llegan las bajas temperaturas y los cambios climáticos, se multiplican las consultas al médico por congestión nasal. La congestión nasal no permite el paso normal del aire por nuestras vías respiratorias. No sólo es molesto respirar, es incómodo al comer, no podemos degustar sabores, ni dormir.

Se denomina congestión nasal, a la inflamación de las membranas que recubren la nariz. Es un efecto producido, a su vez, por inflamación en los vasos sanguíneos. Es un síntoma y no una enfermedad. Es una inflamación y no una acumulación de mucosidad.

Puede producirse mientras padecemos de gripe, sinusitis aguda o algún resfriado común. Suele ir acompañada por una producción abundante de mucosidad. La duración promedio de este tipo de cuadro, es de una semana aproximadamente. En caso de padecer una rinitis alérgica o inflamación por respirar sustancias irritantes, el cuadro es pasajero.

Sin embargo, la congestión, al ser tan molesta y ser un síntoma de algún otro cuadro, puede estar acompañada de:

  • Oídos tapado.
  • Congestión de garganta.
  • Fatiga.
  • Cefaleas.

 

Ejercicios para descongestionar tu nariz en 1 minuto

Para combatir este tipo de cuadros tan molestos, debes adoptar una dieta rica en vitaminas C, beber mucho líquido, no ingerir leche entera (espesa las mucosidades), no fumar y dormir con la cabeza elevada. Evita recurrir a lugares muy contaminados o con mucho polvo en suspensión. Humidifica los ambientes de tu hogar.

Cuando notes que ya no puedes respirar por la nariz, o la respiración ya es muy forzada y te notas agitado, evita dañarte la garganta y empeorar tu estado de salud. Te recomendamos que realices los siguientes ejercicios. Son simples y funcionan en un 85%-90% de los casos.

Estos ejercicios fueron desarrollados por doctores originarios de Rusia para una descongestión nasal en 1 minuto.

Ejercicio 1:
-Sentarse en una silla. Apoyar toda la espaldas en el respaldar, lo más derecha que puedas. Sin embargo, no fuerces la posición, debes quedar relajado con la espalda apoyada y derecha.
-La boca, en todo momento debe permanecer cerrada. De comienzo a fin los labios deben estar sellados.
-Tomar aire, por la nariz, fuertemente. Si notas que es imposible porque la congestión cerró por completo las vías nasales, hazlo por la boca. Toma aire un instante y ciérrala inmediatamente.
-Taparse la nariz con los dedos y aguantar la respiración.
-De manera suave, comienza a mover la cabeza hacia delante y hacia atrás (llevar la pera hacia el pecho, luego la cabeza hacia tras intentando tocar tu espalda).
-Ahora, te encuentras aguantando la respiración, nariz tapada, boca cerrada y cabeceando. La idea es que no respires hasta que no aguantes más.
-Suelta tu nariz y trata de tomar aire por allí, no abras tu boca. Haz una respiración muy profunda hasta llenar tus pulmones y luego continúa respirando normal y tranquilamente (aunque sientas ganas de tomar una gran bocanada de aire).
-Continuar sentado, relajado y respirando por la nariz al menos dos minutos más.

Si el cuadro de congestión es severo, quizás debas repetirlo una vez más.

Ejercicio 2:
-Taparse la nariz con los dedos y cerrar la boca.
-Mientras aguantas la respiración, camina rápidamente y trata de dar unos 30 pasos (o hasta donde aguantes).
-Comenzarás a sentir la necesidad de dar una gran inspiración (todavía no lo hagas, aguanta).
-Siéntate con la columna derecha y destapa la nariz tratando de respirar tranquila y pausadamente. No hagas una inspiración profunda aunque lo desees. Tu boca debe continua cerrada.
-Toma una inhalación pequeña y concéntrate en relajar todos los músculos del cuerpo. Exhala. Esto debe durar 2 minutos. Es normal que tu respiración en este tiempo sea muy frecuente.

En ambos casos, intenta realizar una respiración diafragmática para obtener mejores resultados.

La respiración diafragmática es también conocida como abdominal. Se denomina así porque, mientras respiramos, el trabajo se centra mayormente en el diafragma. Aunque muchos músculos se mueven, la mayoría se concentran en la parte baja de los pulmones, en la zona diafragmática.

Recuerda que la mejor forma de estar sano, es prevenir este tipo de cuadros tan molestos. Lleva una dieta rica en vitamina C y bebe mucha agua.

congestión nasal