,

Estas son las frutas con extraordinarios poderes curativos

El poder curativo de las frutas data de siglos, sin embargo no se le ha prestado la debida atención en el presente. Según el filósofo griego Hipócrates (aproximadamente 350 años A.C.) dijo que antes que el hombre descubriera el fuego su alimentación era exclusivamente frutas y verduras. Hipócrates conocía el poder curativo de las frutas y los beneficios a la salud cuando las consumían regularmente.

Las frutas curativas son el único alimento que los seres humanos pueden consumir en su estado natural. Son ricas en enzimas, vitaminas y minerales. Vienen ya diseñadas con su estructura molecular para poder ser asimiladas por el cuerpo. La naturaleza ha hecho las frutas perfectas para que podamos adquirir todos sus beneficios.

Sin embargo, el ser humano está descubriendo propiedades en muchas frutas que antes eran desconocidas. A diferencias de cualquier otro medio las frutas curativas son deliciosas y no importa si te excedes en ellas, no te pasara nada. Tampoco tiene efectos secundarios como muchas drogas y lo mejor de todo es que son sumamente económicas. Inclusive muchas de ellas las tenemos en el huerto de la casa.

Hay miles de frutas curativas con diferentes beneficios que requerirían un libro entero para hablar de ellas, sin embargo voy a compartir contigo alguna de las más comunes con sus respectivos poderes curativos:

Para el ácido úrico: es bueno consumir manzanas, naranjas y remolacha.

-Para la artritis: es bueno el consumo de peras, melones y guineo.

-Para la diarrea: es bueno el consumo de moras, guineo y guayaba.

-Para el insomnio: es recomendable el consumo de manzanas, naranjas, y albaricoques.

-Para la falta de apetito: es bueno el consumo de papaya, limones y remolacha.

-Para la digestión: es bueno el consumo de papaya, y la piña.

-Para combatir el cáncer: es recomendable el consumo de limones, marañón y el noni.
-Para limpiar la sangre: puedes consumir manzanas y zanahorias.

-Para la vejiga: es recomendable el jugo de melones, remolacha y zanahoria.

Para que su uso sea más efectivo puedes tomarlo en jugos sin agregarle aditivos o azúcar en ayunas todos los días. Si no estás acostumbrado y deseas endulzarlo es recomendable que uses miel.

Esta práctica constante irá limpiando tu organismo de toxinas y otras sustancias nocivas. Evita consumirlos como postres a menos que sean frutas digestivas como la papaya y la piña. Durante la noche son más agradables al organismo los jugos de frutas ácidas.

Si no estás acostumbrado a consumir frutas diariamente lo más probable es que al inicio puedas tener ciertas reacciones de tu cuerpo como diarrea o tal vez dolor de estomago. Esto se debe a que las frutas son de por sí limpiadoras del organismo, pero luego de un tiempo las reacciones irán desapareciendo y tu cuerpo estará sano y limpio gracias a las frutas curativas.