,

¡Testimonios lo aseguran! Los espárragos para combatir el cáncer resultan mejor que la quimioterapia (Con recetas).

La nutrición es un pilar fundamental para enfermos con cáncer.  Así lo consideran los especialistas. Esto se debe a que es necesario que el cuerpo se encuentre fuerte, no solo para resistir el ataque del agente invasor que es el propio cáncer, sino también para hacer frente a las terapias medicinales convencionales como radioterapia y/o quimioterapia. Hoy veremos como incluir  en nuestra alimentación a los espárragos para combatir el cáncer.

Luego de leer un artículo llamado “Espárragos para el cáncer” publicado en Cancer News Journal en diciembre de 1979; un bioquímico especializado en nutrición decidió escribir algunas evidencias al respecto. En sus cartas, el especialista detalló varios casos y testimonios de pacientes que consiguieron sanar su cáncer a través de la ingesta frecuente de espárragos.

Según él, los pacientes experimentaban mejoras indiscutibles, un cuerpo fortalecido y una disminución clara en el avance de la enfermedad. Éstas fueron sus palabras:

“Hace algunos años atrás, leí que Richard R. Vensala afirmaba que Los espárragos para combatir el cáncer resultaban mejor que cualquier otra terapia farmacológica. Por este motivo, inicié una investigación preliminar, establecí relaciones pertinentes y emprendí este proyecto. Así, logré reunir muchos casos positivos que avalan esta afirmación:

  • CASO 1: Un hombre con un avanzado cáncer en los ganglios linfáticos permanecía inmóvil y postrado en una cama. Después de un año desde el inicio del tratamiento, los médicos aseguran no encontrar rastro alguno de cáncer. El hombre ha recuperado su vida de forma normal.
  • CASO 2: Hombre de 68 años con cáncer de vejiga, padeciendo diferentes tratamientos durante 16 años y metástasis hacia los riñones. Finalmente, abandona la radioterapia y comienza el tratamiento con espárragos para combatir el cáncer. Tres meses después se demuestra una reducción en el tumor de vejiga y el cáncer de riñón ha desaparecido por completo.
  • CASO 3: 5 de marzo de 1971, se le diagnostica cáncer de pulmón. Se deriva al hombre a una cirugía donde se descubre que el cáncer ha hecho metástasis a otras partes del cuerpo. El 5 de abril el hombre comienza el tratamiento con espárragos. En agosto sus expectativas de vida aumentan al registrar una notoria disminución en el tamaño de los tumores. Una cirugía resulta exitosa, otros tumores de menor tamaño han desaparecido y se continúa con la terapia.
  • CASO 4: Mujer con cáncer de piel. A medida que pasa el tiempo, existen nuevos focos adicionales y la enfermedad avanza hacia el resto del cuerpo. Después de tres meses de tratamiento con espárragos para combatir el cáncer, la enfermedad se detuvo y las pruebas demuestran una piel mucho más saludable”.
Lee también: “El hombre que descubrió el cáncer dijo esto… ¡y es algo que nunca escucharás decir a un doctor!”.

Tratamiento con espárragos para combatir el cáncer.

Te contamos cómo preparar este delicioso vegetal y utilizar los espárragos para combatir el cáncer:

  • Lo primero a tener en cuenta es que los espárragos deben estar hervidos o cocinados al vapor previamente. Puedes utilizar espárragos frescos o congelados, pero siempre adquiérelos crudos y encárgate tú de cocinarlos. Las opciones orgánicas resultan mucho mejor que las convencionales.
  • Luego de cocerlos, licúalos muy bien y mézclalos hasta obtener un puré espeso.
  • Llevar a la nevera y reservar.

¿Cómo consumirlo?

Dos veces al día, el paciente debe tomar 4 cucharadas llenas del puré. En la mañana y en la tarde.

Si te resulta más fácil de tomar, mezcla los espárragos procesados con agua y conviértelo en una bebida (en caso de que sea fría) o en sopa (si lo prefieres caliente).

¿En cuánto tiempo notaremos cambios?

Por lo general los signos de mejoría en los pacientes comienzan a notarse de 2 a 4 semanas luego de haber comenzado el tratamiento.

Lee también: “Descubre la maravillosa cura natural para el cáncer de estómago”.

Propiedades de los espárragos para combatir el cáncer

  • Glutatión: los espárragos son los vegetales con mayor contenido de glutatión, un reconocido antioxidante anti-cancerígeno. Es además un desintoxicante por lo cual neutraliza o elimina muchas sustancias cancerígenas y nocivas en nuestro organismo. También detiene el desarrollo o crecimiento de células tumorosas evitando que muten y se conviertan en células malignas. Por lo tanto es muy aconsejable comer espárragos para combatir el cáncer.
  • Saponinas: contienen un alto grado de saponinas que son compuestos fitoquímicos bioactivos a los que se les reconoce científicamente su actividad antitumoral frente a distintas líneas celulares cancerígenas.
  • Vitamina C: la gran cantidad de vitamina C que aportan a nuestro organismo los hacen el principal alimento en protegernos frente al estrés oxidativo producido por los radicales libres luchando efectivamente contra las infecciones.
  • Rutina: también contienen rutina, una flavonoide con amplias propiedades, antioxidantes, antitumorales, antiinflamatorias y antiespasmódicas.
  • Vitaminas del complejo B: las vitaminas del grupo B contenidas en los espárragos ayudan en las afecciones que afectan al sistema nervioso, con esto se benefician las personas enfermas de cáncer pero también las que deseen prevenirlo.