,

Muerte de Steve Jobs: ¿Por qué los médicos lo culpan de su muerte y por qué se equivocan?

La muerte de Steve Jobs dejó a todo el mundo pasmado. La pregunta siempre fue ¿por qué alguien con su poder adquisitivo y contactos no logró sobrevivir? Los médicos lo culpaban de su propia muerte, muchos lo consideraban un transgresor, otros un revolucionario. ¿Qué hay de cierto en esto? ¿Por qué sus médicos están equivocados?

El 5 de octubre del 2011 el cuerpo de Steve Jobs sucumbió a un cáncer de páncreas que le provocó la muerte. Fue un genio creativo; un innovador que logró algo sorprendente: sus inventos cambiaron la forma en que nos relacionamos con la tecnología, nuevas formas de comunicación y de entretenimiento.

Después de la muerte de Steve Jobs, los médicos salieron a dar explicaciones y detalles sobre su forma de vida: alimentación extravagante, gustos particulares y su decisión de retrasar la cirugía. Muchos de los especialistas lo culparon de su propia muerte. Hoy te contamos lo que las investigaciones dicen respecto a la muerte de Steve Jobs y cómo se relacionan las dietas a base de plantas con el cáncer.

Algunas cuestiones importantes del cáncer.

Existen algunas cuestiones erróneas que vale la pena aclarar antes de hablar de la muerte de Steve Jobs. En primer lugar, se cree que el cáncer se desarrolla durante la noche. El paciente se encuentra bien, pero al despertar al día siguiente se encuentra mucho peor. Si bien el cáncer se propaga rápidamente, no es así como prolifera.

Una sólo célula maligna se divide en dos, luego en cuatro, ocho y así sucesivamente. La medicina moderna no es capaz de detectar el tumor hasta que tiene un milímetro de diámetro; lo que equivale a 1 millón de células. Para lograr ese tamaño, tuvieron que pasar 6 años desde el inicio de la multiplicación celular. 10 años después el tumor tiene 1 cm y mil millones de células. Generalmente, las personas mueren cuando el tumor alcanza los 10 cm.

Lee también: “Mira cómo una prueba de orina podría detectar el cáncer de páncreas en etapas iniciales”.

Fechas importantes antes de la muerte de Steve Jobs.

Las siguientes afirmaciones, anécdotas y análisis fueron tomadas de la autobiografía de Steve Jobs y de los análisis del Dr. McDougall.

  • En 1987 pudo advertirse que las manos de Jobs se encontraban ligera e inexplicablemente amarillas. Este fue un hecho que llamó la atención. McDougall sostiene que esto se debió a un tumor pancreático ya existente que estaba bloqueando el flujo de bilis.
  • En 1998 Steve afirma “Iba conduciendo hacia Pixar en mi auto cuando comencé a sentir dolores por cálculos renales. De prisa fui hacia el hospital donde me inyectaron Demerol”. El Dr. afirma que los cálculos renales son poco probables en un vegetariano estricto como Jobs. Los cálculos se relacionan al consumo de proteína animal. Para el especialista, los dolores se debían al tumor que ya alcanzaba un tamaño considerable.
  • En el 2003 se le realiza una tomografía computarizada para analizar sus riñones y uréter: ambos se encontraban en perfectas condiciones. Sin embargo, descubrieron una sombra en su páncreas.
  • La muerte de Steve Jobs se produjo cuando él tenía 56 años, con un tumor de al menos 10 cm. A los 48 años se le detectó la enfermedad, por lo que la tasa de duplicación de su cáncer era lenta. El mismo Dr. McDougall calculó la tasa de duplicación celular y concluyó que el cáncer comenzó a desarrollarse en su organismo alrededor de los 24 años de edad.
  • De la misma forma pudo calcularse que la metástasis hacia el hígado se produjo 20 años antes de su cirugía en julio de 2004.
  • En 2008 el equipo médico advirtió que el cáncer se propagaba hacia todo el cuerpo.
  • En 2009 se lo trasplanta de hígado.
  • En 2011 los médicos le diagnostican cáncer de hueso y afirman que no hay nada por hacer.
  • La muerte de Steve Jobs se produce el 5 de octubre de 2011.

La verdad detrás de todas las críticas.

Mucho se ha hablado respecto a la muerte de Steve Jobs y las decisiones que tomó respecto a su enfermedad. En 2003, luego de recibir el diagnóstico, Jobs decidió esperar 9 meses antes de someterse a una cirugía. No quería que abrieran su cuerpo por lo que decidió averiguar más y buscar otras alternativas.

Los medios de comunicación y diversos especialistas con ganas de opinar lo han culpado, desde entonces, como el responsable principal de su propia muerte. Se dice que fue algo “irresponsable y estúpido”. Sin embargo, las evidencias muestran que para el 2003 la enfermedad ya estaba muy avanzada y ninguna intervención médica podía salvarlo ya.

El Dr. McDougall informa:

“Sus propios médicos podrían haberle quitado esa pesada carga. Deberían haber dicho: “Sr. Jobs, tiene un cuerpo lleno de cáncer desde mucho antes de octubre de 2003″. Al parecer, ni Jeffrey Norton, que operó su páncreas en 2004; ni James Eason, que realizó su trasplante de hígado en 2009, le dijeron esta verdad indiscutible”.

En el momento de la detección, ya se sabía que la muerte de Steve Jobs era inevitable.

Lee también: “Remedio natural de cúrcuma contra el cáncer. ¡Previene y evita el crecimiento tumoral!”

Su dieta vegetariana y el cáncer.

Antes de la muerte de Steve Jobs se lo criticó por su dieta vegetariana ya que, según los medios de comunicación, debilitaba en demasía su cuerpo enfermo.

Actualmente sabemos que las dietas a base de vegetales ayudan a prevenir y ralentizar cualquier tipo de cáncer. Esto se debe a diferentes compuestos activos y a un altísimo contenido de antioxidantes naturales y fibras que reducen los niveles de metionina (aminoácido) y previenen la angiogénesis (formación de nuevos vasos sanguíneos por donde se alimentan los tumores).

Por otro lado, las mismas investigaciones nos han confirmado que el consumo excesivo de carnes rojas predisponen al desarrollo de diversos cánceres. Tanto es así que la Organización Mundial de la Salud ha clasificado recientemente a las carnes rojas y procesadas como carcinógenos.

La realidad nos confirma, lejos de lo que las críticas creen, que ese tipo de dieta es lo que permitió que Steve Jobs conviviera con el cáncer durante más de 30 años.

Pero si llevaba una dieta tan protectora, ¿por qué se despierta el cáncer?

Existen muchos factores alrededor de la muerte de Steve Jobs y la forma en que se desarrolló su enfermedad:

  • Durante la creación de Apple, Jobs estuvo expuesto a numerosos químicos y carcinógenos poderosos.
  • Soldaba placas de circuitos sin protección: respiraba plomo y metales tóxicos a diario, una gran parte del día.
  • A los 20 años comenzó a consumir drogas como el LSD.
  • Antes de la muerte de Steve Jobs se sabía que consumía altas dosis de queso y carne vegano, además de aceites vegetales. Estos alimentos contienen altos niveles de proteína de soja que promueve el crecimiento tumoral.

CONCLUSIÓN:

A pesar de los medios de comunicación y de las críticas constantes desde la industria farmacéutica, sabemos que la muerte de Steve Jobs era inevitable. La medicina tradicional descubrió la enfermedad en fases muy avanzadas y él no fue el principal responsable de su muerte.

Sus decisiones sólo demostraron cómo entendía la importancia de la alimentación, su ética, su razón de ser y el respeto por sus creencias.