No contamines tu hogar! 10 maneras de acabar con las hormigas de manera orgánica.

En todos los hogares, podemos encontrar alguna hormiga dando vueltas. Aunque parezca inofensiva, puede formar parte de un gran hormiguero que se está alojando en tu casa o jardín. Principalmente en estaciones de temperaturas elevadas, las hormigas se reproducen y pueden convertirse en una plaga.

Si elaboran su hormiguero en el jardín, representan una gran amenaza para tus plantas. También hay que mantenerlas alejadas del interior ya que pueden invadir algún mueble, alimento o escarbar bajo los cimientos y causar daños muchos mayores.

En el mercado existen diversos plaguicidas que pueden ser muy útiles a la hora de combatirlas, sin embargo están realizados con poderosos tóxicos venenosos. Estos productos, a pesar de su eficacia, no son recomendables ya que afectan a plantas, animales y niños. Si deseas acabar con las hormigas de forma natural, te contamos 10 formas seguras y orgánicas que eliminarán definitivamente estos insectos.

10 maneras orgánicas de acabar con las hormigas.

1.Ajo.
El ajo posee diversos compuestos azufrados, sumados a su particular aroma, que molestan y repelen a las hormigas. El agua de ajo ayudará a mantenerlas alejadas, protege plantas y no contamina en absoluto. También funciona muy bien como repelente de pulgones, una plaga de jardín muy conocida.
Preparación:
-En una cacerola o bol de vidrio, colocar un litro de agua junto con 10 dientes de ajo.
-Dejar reposar durante un día completo.
-Pasadas las 24 hs, cocina a fuego muy lento por 15 minutos, aproximadamente.
-Coloca la preparación en un recipiente con atomizador (spray).
Rocía plantas y lugares afectados por las hormigas.

2.Ajenjo.
El ajenjo es una hierba muy amarga por naturaleza. A las hormigas les resulta desagradable y no pueden estar cerca de él.
Realiza una infusión de ajenjo para mantener la plaga controlada y fuera de tu casa:
-En una cacerola, vierte dos litros de agua y lleva a fuego alto.
-Cuando rompa en hervor, agrega un puñado de hojas y raíces de ajenjo, bajando el fuego a mínimo.
-Cocina por 10 minutos más, apaga el fuego y tapa la preparación.
-Deja reposar por 5 horas, mínimo.
Rocía con esta infusión todas tus plantas y muebles para que las hormigas no se acerquen.

3.Arroz.
El arroz es un potente plaguicida natural cuando comienza a descomponerse. Para ello, es necesario que el arroz fermente y desarrolle hongos.
Para ello, debes:
-Arrojar arroz blanco común a lo largo de todo el camino de hormigas. No utilices los tipos de arroces que “jamás se pasan”.
-Una vez realizado esto, las hormigas comenzarán a cargar los granos para almacenarlos en el hormiguero.
-Una vez conservado, el calor y la humedad comenzarán a fermentar el arroz y actuará como plaguicida, impidiendo que las hormigas se reproduzcan y forzándolas a abandonar el hormiguero.

4.Cáscaras de naranja.
Antes de desechar tu cascara de naranja, piensa que puedes utilizarla para muchísimas cosas y que poseen grandes propiedades para utilizar en el hogar.
Una de ellas, es que funciona muy bien para eliminar y ahuyentar hormigas. En el proceso de oxidación, las cascaras de naranjas liberan ácidos y sustancias muy tóxicas para las hormigas.
¿Cómo proseguir?
-Corta trozos pequeños de cascara de naranja y espárcelos a lo largo de todo el camino de hormigas.
-Éstas, almacenarán la cáscara como si fuera alimento. Una vez en el hormiguero, la naranja liberará sustancias dañinas para las hormigas.

5.Limón.
La acidez del limón y la amargura de su corteza son muy efectivos para ahuyentar hormigas. Es necesario tener en cuenta que este remedio natural tiene un efecto a corto plazo, luego se evapora. Debes aplicarlo a diario para que dé resultados.
Preparación:
-Exprime un limón grande.
-Mezcla el zumo con un vaso de agua.
-Colócala en un recipiente con atomizador.
Aplica la mezcla directamente sobre el hormiguero y en todos sus caminos, diariamente.

6.Levadura.
La levadura es una trampa muy efectiva para las hormigas. Por un lado, les resulta sumamente atractivo su aroma; por el otro, resultan intoxicadas cuando se alimentan con ella.
Preparación:
-Mezcla 100 gr de levadura y 100 gr de azúcar, en un litro de agua.
-Revuelve bien hasta disolver los ingredientes.
-Coloca la mezcla en pequeños recipientes.
Una vez realizado, distribuye los recipientes en todo el jardín o dentro de tu hogar, cerca de hormigueros o al finalizar algún camino de hormigas.

7.Pimienta blanca.
La pimienta blanca es un repelente natural de hormigas debido a su composición. Las ahuyenta y mantiene alejadas.
Preparación:
-Mezcla 300 ml de agua con 300 gr de pimienta blanca en polvo.
-Revuelve bien para disolver.
-Colocar en un recipiente con atomizador.
Rocía, con esta preparación, troncos de árboles, plantas y caminos de hormigas.

8.Bicarbonato de sodio.
El bicarbonato de sodio también en tóxico para estos insectos, al igual que las cenizas y la sal.
Para mantener estos insectos alejados de tu jardín y cocina, espolvorea un poco de bicarbonato de sodio sobre las hojas de las plantas o en los rincones por donde suben las hormigas hacia los muebles o la alacena.

9.Lavanda.
La composición de la lavanda repele las hormigas, por ello nunca verán una planta de lavanda atacada por hormigas.
Prepara una infusión de lavanda de la siguiente manera:
-En un litro de agua hirviendo, agrega 300 gr de hojas de lavanda fresca.
-Deja reposar por una hora.
-Vierte la infusión por todo el jardín y dentro de los hormigueros.

10.Menta.
La menta es tóxica para las hormigas y eficaz a la hora de ahuyentarlas. Para ello, puedes comprar algunos plantines pequeños de menta y plantarlos cerca de los cultivos atacados por las hormigas.