,

¿Sabías que el apio mata células cancerígenas de diferentes tipos de cánceres? ¡Te lo contamos aquí!

Como hemos visto muchas veces, la alimentación juega un papel importantísimo a la hora de prevenir y combatir cualquier enfermedad. Recientes estudios han podido determinar que el apio mata células cancerígenas de forma eficaz.

El apio forma parte de nuestra dieta regular  por ser un vegetal delicioso que aporta mucho sabor a nuestras preparaciones. Las ramas de apio son muy bajas en calorías, aportan vitaminas C, K y del complejo B; calcio, hierro, magnesio, manganeso, fósforo, potasio, sodio y zinc.

Desde tiempos inmemorables es utilizado para la gastronomía y en preparados medicinales. Es un remineralizante natural, ayuda en afecciones gastrointestinales, es diurético, ayuda a depurar el organismo, es sedante, ayuda a la salud bucal, mejora la circulación sanguínea, es cicatrizante, mejora el estado de la memoria y hasta puede aumentar la libido.

Entre sus muchos beneficios para la salud, también se ha podido determinar que es un excelente alimento que combate las células tumorales. Nuevas investigaciones afirman que el apio mata células cancerígenas. El 86% de las células tumorales del cáncer de pulmón pueden ser destruidas con este vegetal. Conozcamos más al respecto.

Lee también: “Remedio con jengibre y apio para eliminar los cristales de ácido úrico”.

Investigaciones afirman que el apio mata células cancerígenas.

En la incesante lucha contra el cáncer, los estudios no dejan de brindar nuevos resultados sorprendentes. Ahora se ha podido determinar que este alimento podría eliminar hasta el 86% de las células tumorales de un cáncer de pulmón. Incluso puede detener eficazmente la proliferación celular. La investigación en cuestión fue realizada por el Departamento de Bioquímica y Genética de la Escuela de Medicina de la Universidad de Zhejiang, en China.

El apio mata células cancerígenas gracias a sus compuestos de alto alcance. El principal es uno denominado apigenina. La apigenina es una sustancia de tipo flavona presente en numerosas especies vegetales. Es considerada un poderoso anticancerígeno por inducir la autofagia. A través de la autofagia las células pueden descomponerse y reciclarse. En los mamíferos esto permite regular el crecimiento celular y el desarrollo.

La apigenina ha demostrado ser eficaz eliminando diferentes tipos de cánceres: de ovarios, páncreas, próstata y mama. Esto se suma a las investigaciones que pudieron analizar el caso de más de 100 mujeres consumidoras de apio. En el momento se pudo comprobar que, aquellas que consumían apigenina frecuentemente a través de su dieta, reducían en un 20% el riesgo de contraer cáncer de ovario y en un 19% el de contraer cáncer de mama.

Se ha podido afirmar también, que la apigenina frena la proliferación celular en caso de cáncer de páncreas ya que impide la absorción de la glucosa, evitando que las células malignas se alimenten. También es efectiva contra el cáncer de tiroides y la leucemia.

Lee también: “4 sopas para depurar el hígado y los riñones”

¿Cómo actúa el apio?

Según lo estudiado, el apio mata células cancerígenas cuando se consume dos tallos de apio, 3 veces a la semana. Con este consumo regular la persona es 60% menos propensa a desarrollar un cáncer de pulmón. O, en caso de que sea un paciente oncológico, puede liberarse del 86% de las células tumorales de su cáncer de pulmón. Los estudios aún intentan determinar si, en estos casos, la apigenina actúa por sí sola o necesita de los demás compuestos para favorecer su acción.

Si deseas contar con las propiedades de este vegetal, necesitas incluirlo en tus ensaladas, jugos, batidos o sopas. Recuerda que el apio mata células cancerígenas sólo cuando es consumido regularmente. Además es un poderoso antioxidante que ayuda a prevenir también el desarrollo de numerosas enfermedades crónicas.