,

6 señales tempranas de cáncer de ano. ¡ADVIÉRTELAS A TIEMPO!

Hay ciertos tipos de cáncer que no son muy conocidos como es el caso del cáncer de ano. No solemos escuchar sobre él porque es bastante raro y la posibilidad de padecerlo es baja. Pero es justamente por éste motivo que hablaremos más de este tipo de cáncer, y así, no pasarlo por alto.

El ano es el orificio por donde se expulsan las heces. Está compuesto de capas externas de piel, es el final del intestino grueso. El cáncer de ano es una enfermedad en la cual las células cancerosas se forman en los tejidos de esta zona.

¿Quiénes tienen más posibilidades de padecer cáncer de ano?

El cáncer anal es un tipo raro de cáncer. Es más común en fumadores y en personas que beben alcohol en grandes cantidades y frecuentemente. Otros factores importantes son:

  • Edad: la mayoría de las personas con este cáncer (80 %) son mayores de 60 años. Antes de los 35 años es más común en los hombres. Sin embargo, después de los 50 años de edad, es ligeramente más común en las mujeres.
  • Estado civil: la tasa de incidencia de cáncer de ano es seis veces mayor en los hombres solteros en comparación con los hombres casados.
  • Sexo anal: el coito anal receptivo está fuertemente relacionado con el desarrollo de cáncer anal.
  • Virus VPH (virus del papiloma humano): la infección anal por el virus del papiloma humano produce verrugas genitales, siendo este un factor de riesgo importante.
  • Sistema inmunológico débil: los pacientes inmuno-comprometidos, como los que padecen SIDA (virus VIH) son propensos también a contraerlo.

¿Cuáles son los síntomas más comunes y tempranos de cáncer de ano?

Varios casos de cáncer anal pueden detectarse en una etapa inicial. Existe alrededor de un 20 % de pacientes que no presenta ningún tipo de síntoma. Algunos de los principales síntomas son:

1. Sangrado en el ano: es el síntoma más común en este tipo de cáncer.

2. Picazón en la zona anal: debido a que muchas personas inicialmente atribuyen su sangrado y picazón a las hemorroides, a veces se retrasa el diagnostico de cáncer.

3. Dolor en el ano: o presión en la zona.

4. Secreciones inusuales: de diversos colores o cantidades, todas son motivo de consulta al doctor.

5. Bulto o protuberancia cerca del ano.

6. Cambio en los hábitos intestinales: expulsión de heces más o menos frecuente, consistencia de las heces, etc

¿Cómo es el diagnóstico del cáncer de ano?

El cáncer anal se puede detectar durante un tacto rectal de rutina o durante un procedimiento de menor importancia como la eliminación de lo que se cree que es una hemorroide.

El cáncer de ano también se puede detectar con procedimientos más invasivos como una anoscopia, una proctoscopia o un ultrasonido endorrectal. Si se sospecha de cáncer, se debe hacer una biopsia de ano.

El estudio diagnóstico debe incluir una tomografía computarizada (TAC) abdominal y pélvica o una resonancia magnética de la pelvis, para evaluar los ganglios linfáticos de la pelvis, una radiografía de tórax y un análisis de la función hepática. La tomografía PET no es necesaria.

Recuerda que siempre que detectes algo raro en tu salud, debes acudir inmediatamente a una cita con el médico. Ya todos sabemos que una detección precoz de la enfermedad del cáncer da altas posibilidades de mejoría.