,

Sopa Maruchan el veneno en vaso que causa enfermedades cardíacas

Los fideos Ramen son una comida rápida muy popularizada en los últimos años. Los peligros por su consumo frecuente, son evidentes. Sin embargo, aún existen personas que lo niegan. Es uno de los alimentos más ingerido por adolescentes y estudiantes universitarios, ¿qué tan malo puede ser?

Una investigación realizado por la Universidad de Baylor y la de Harvard, confirman esta teoría: los fideos Ramen sí son perjudiciales para la salud, tanto que inducen hacia la muerte. Los resultad demostraron que, dicha comida, aumenta los cambios metabólicos vinculados a enfermedades cardíacas y derrames cerebrales.

Los principales ingredientes que poseen los fideos y sus saborizantes son: harina de trigo, aceite de palma, sal, glutamato monosódico, condimentos y azúcar. Una taza de fideos instantáneos contiene 2.700 mg de sodio. El principal método utilizada para lograr el “bloque” de fideos secos, es realizando una pre cocción en frituras. En los países asiáticos, este método es el más difundido, mientras que en los países occidentales se está comenzando a secar los fideos con aire.

Estos fideos contienen butil hidroquinona terciaria (TBHQ), un subproducto del petróleo. Se utiliza como un aditivo económico para conservar los alimentos procesados. Por este motivo, un especialista gastroenterólogo, llevó a cabo un estudio dentro del estómago. Realizó un video en tiempo real de las reacciones, dos horas después de haber consumido fideos Ramen. Los resultados fueron determinantes.

Detalles de la investigación.

Hyun Shin, un coautor del estudio informa que, a pesar de ser un alimento delicioso y práctico, es peligroso para la salud ya que contiene demasiado sodio, grasas saturadas y elevada carga glucémica.

El estudio reciente, descubrió que en Corea del Sur, las mujeres que los consumían eran más propensas de padecer “síndrome metabólico”, sin importar cuál era su dieta o lo mucho que se ejercitaran. Los riesgos no disminuían a pesar de tener hábitos saludables. El síndrome metabólico se caracteriza por producir hipertensión y elevar la glucosa en sangre. Los pacientes que lo padecen tienen mayores probabilidades de sufrir enfermedades cardíacas, accidentes cerebrovasculares y diabetes.

El estudio consistió en analizar la salud de 11.000 adultos de entre 19 y 64 años, en Corea del Sur. Los voluntarios detallaron su dieta y los especialistas los clasificaron en dos grupos: sana tradicional o rápida.

Corea del Sur, tiene el mayor porcentaje, per cápita, de consumo de fideos instantáneos. Es el mayor número a nivel mundial y en los últimos años, la salud de la población se ha visto gravemente deteriorada. Han aumentado las enfermedades cardíacas y la obesidad. EE.UU, por su parte, ocupó el sexto lugar en consumo.

Las mujeres que consumían fideos instantáneos dos o más veces a la semana, sufrían mayor riesgo de padecer síndrome metabólico. Incluso en mujeres jóvenes atletas y delgadas, existía este riesgo.

Los hombres, no manifestaban tanto riesgo debido a las diferencias hormonales y metabólicas que existen entre ellos y las mujeres.

Estos resultados, también son relevantes para las personas de Estados Unidos, ya que el consumo de fideos Ramen es muy elevado. Especialistas, médicos y nutricionistas manifiestan su preocupación y poden a la sociedad tener en cuenta esta información.

En conclusión…

  • Los fideos instantáneos son ricos en grasas, sal, calorías y contienen aditivos químicos por estar procesados. No es un producto sano, ni beneficioso.
  • En 2012, la Food and Drug Administration de Corea (KFDA), encontró, en este alimento, benzopireno. El benzopireno es una sustancia cancerígena. En teoría, la cantidad descubierta no presentaba un riesgo considerable, sin embargo, el lote completo que fue estudiado, se retiró del mercado.
  • Contiene subproductos del petróleo que pueden tener efectos perjudiciales a largo plazo. Debilita los órganos y es cancerígeno.

Evite consumir estos fideos. Realice sus propias preparaciones de pasta casera, arroz molido y verduras.