,

¿Te estresas con frecuencia? Pon en práctica esta terapia japonesa para relajarte

Actualmente el estrés lo están padeciendo cada vez más personas, las razones son muy variadas y diferentes en cada caso; Para muchas personas es el estrés del exceso de trabajo o la presión, atender a los niños y trabajar, también los problemas familiares y de pareja, incluso el estrés escolar, todo esto causa alteraciones en el cuerpo y alteraciones psicológicas que pueden llevar hasta la muerte.

Hay muchas opciones disponibles y diferentes para tratar el estrés e impedir que este pase a las ligas mayores en nuestro cuerpo, ya que de ser así entonces debe tratarse con medicamentos y terapias para poder evitar que el organismo colapse por alguna parte.

Nos interesa que estés bien y te mantengas sano, es por eso que hoy compartiremos una técnica japonesa que ayuda a reestablecer el equilibrio energético en el organismo y mejorar los diferentes dolores físicos y emocionales derivadas del estrés.

¿Como es la terapia japonesa para combatir el estrés?

terapia-japones-500x333

Todo nuestro cuerpo esta unido por nervios que a su vez transportan sentimientos y la forma en la que aceptamos el mundo, en esta terapia japonés para el estrés que se aplica en las manos, se estipula que cada emoción y sentimiento e incluso cada actitud se puede controlar en cada uno de nuestros dedos.

Para llevarla a cabo la  terapia japonesa se debe sujetar cada uno de los dedos con la mano contraria y aplicar cierta presión para trabajar sobre la emoción que se esta buscando eliminar, la presión debe ser rítmica y constante, sabiendo que se está aplicando en el dedo indicado y que los nervios correrán por todo el cuerpo hasta llevar las señales al cerebro y relajarse .

Los sentimientos y emociones que se ven reflejados en nuestros dedos son:

-El pulgar: refleja la preocupación y el nerviosismo, así que con este dedo trabajamos estas emociones.
-El indice: aquí se trabajan los sentimientos de miedo e inseguridades.
-El dedo medio o corazón: sirve para trabajar los sentimiento de enojo, rabia e indignación.
-El anular: también se conoce como el dedo del amor y se manejan los sentimientos de tristeza, depresión y también ayuda para tomar decisiones.
-El meñique: Sirve para trabajar en la ansiedad, incrementar los sentimientos positivos y el pensamiento optimista.
Lo grandioso de esta técnica es que en la simplicidad de su proceso se encuentra el equilibrio emocional y físico e incluso hasta espiritual. Es por esto que ayuda a nivelar las emociones y así combatir el estrés.

Alternativas naturales para aliviar el estrés

Como mencionamos al inicio hay muchas opciones diferentes para tratar el estrés, así que a continuación te mencionamos las más prácticas:

-Ejercicios de respiración: La frecuencia y profundidad con la que se respire influye mucho en las palpitaciones del corazón, es por eso que al practicar ejercicios de respiración profunda y calmada, regreses al equilibrio de tu cuerpo y los niveles de ansiedad, rabia y tensión disminuye drásticamente.

-Aromaterapia: Esta conocida como otra de las grandes técnicas para combatir el estrés naturalmente ya que al sentir aromas como la vainilla, canela, manzanilla, naranja, lavanda, mejorana, etc. Causa un deleite exquisito que te ayudará a relajarte.

-Infusiones relajantes: Las hierbas naturales tienen la capacidad de calmar el sistema nervioso y provocar un efecto sedante, entre las infusiones más usadas para combatir el estrés tenemos, manzanilla, lavanda, hierba luisa, valeriana, pasiflora, etc.

-Reír: La risa regenera nuestro organismo y produce células que ayudan a nivelar y relajar todos los otros sistemas del organismo es por eso que la risa esta incluida en el tratamiento de niños con anemia y cáncer, pues las personas que se ríen diariamente son más felices y se ven más jóvenes que los que no lo hacen.

-Enfocarse en una sola cosa: El estrés también es efecto de querer hacer muchas cosas al mismo tiempo, lo que es algo “normal”. Pero la falta de enfoque puede causar muchos desequilibrios; Para trabajar este problema puedes hacer este ejercicio: primero siéntate y mira fijamente un objeto sin moverte, puede ser una planta o un punto en la pared, cuando lo hagas parpadea un par de veces también para ejercitar tu globo ocular.