Tronco de Navidad: ¡Un postre perfecto para sorprender a tus invitados en estas fiestas!

Delicioso postre de Navidad para preparar en casa

Este delicioso postre de Navidad, denominado “Tronco de Navidad”, es casi una tradición en ciertos países europeos, como por ejemplo Francia, en estas épocas del año. Se trata de un delicioso dulce, con diversos rellenos y acabados, que surge casi en el siglo XIX, de la mano del histórico pastelero Pierre de Lacam. 

Los orígenes de este delicioso postre de Navidad, se remontan al siglo XII, cuando las familias en víspera de Nochebuena se reunían a cantar villancicos y contar historias alrededor de la hoguera, y tradicionalmente el más viejo y el más joven de la familia encendían un pequeño tronco, del cual se guardaban sus cenizas hasta el próximo año, atribuyéndoles a estas propiedades milagrosas y protectoras.

Sin duda alguna, es una maravillosa historia para contar en esta Navidad, y más aún si la acompañamos con la original receta de este delicioso “Tronco de Navidad”.

Delicioso y sencillo postre de Navidad para preparar en estas fiestas

postre de Navidad

Realizar este delicioso postre de Navidad es muy fácil, tan solo deberás de conseguir los siguientes ingredientes y seguir los siguientes pasos.

Ingredientes para el bizcocho y el almibar:

  • 6 huevos
  • 200 gramos de azúcar
  • 100 gramos de harina
  • Una pizca de sal
  • Una taza de agua
  • Una cucharadita de ron

Ingredientes para el relleno:

  • 400 gramos de mancarpone
  • 250 ml. de nata fresca extracremosa
  • 150 gramos de azúcar glass
  • 250 gramos de frutos rojos

Ingredientes para la cobertura y la decoración:

  • 200 gramos de chocolate negro (con al menos 70% de cacao)
  • 50 ml. de nata líquida para montar
  • Frutos rojos y hojas verdes para decorar el postre de Navidad

Elaboración:

  1. Consigue una bandeja de hornear y fórrala con papel sulfurizado.
  2. Tamiza la harina en un bol, agrégale la sal y resérvala allí.
  3. Ahora en un bol aparte, mézcla los huevos y el azúcar con un batidor eléctrico, hasta que el volúmen se duplique. Agrega a la mézcla lentamente, la harina y la sal, revolviéndo muy bien hasta que todos los ingredientes se integren por completo.
  4. Vuelca ahora todo el preparado en la bandeja de hornear, estirando la mézcla con una espátula por toda la bandeja, de manera que quede en todos lados con la misma altura.
  5. Llevamos ahora la bandeja al horno, precalentado a 180 grados C, durante al menos 15 o 18 minutos, o hasta que el bizcocho se dore.
  6. Una vez ya cocido y fuera del horno, dejamos enfriar el bizcocho durante al menos unos 3 minutos, para luego desmoldarlo en un papel húmedo o de hornear, con la parte superior del bizcocho hacia abajo.
  7. Quitar ahora lentamente el papel y a la vez ir enrollándo el bizcocho. Este paso debe de realizarse de manera muy cuidadosa y mientras el bizcocho esté aún tibio. Dejar reposar el bizcocho durante algunas horas (5 o 6).
  8. Ahora preparamos el almibar, poniéndo la taza de agua junto a 200 gramos de azúcar en el fuego. Dejar hervir la preparación durante al menos 15 minutos, para luego dejarla enfriar y añadir el licor.
  9. Para preparar el relleno, batir la nata con el queso marcapone y la azúcar glass en un bol hasta crear una mézcla sumamente homogénea. Reservar el preparado en el frigorífico.
  10. Desenrollar ahora muy cuidadosamente el bizcocho hasta dejarlo completamente estirado. Agregarle con un pincel algo de licor, para luego añadir toda la crema preparada con el queso marcapone, y los frutos rojos sobre dicha crema.
  11. Enrollamos ahora el tronco nuevamente y con mucho cuidado. Envolverlo con el mismo papel húmedo, y llevarlo al frigorífico por unas cuantas horas más.
  12. Ahora para la cobertura de chocolate, calentamos a baño maría el chocolate junto con la nata, mézclando muy bien ambos ingredientes. Cuando tengamos la crema de cobertura pronta, debemos dejarla enfriar por unos minutos antes de aplicarla.
  13. Sacamos ahora el bizcocho del frigorífico, y lo colocamos sobre una fuente, la cual forraremos con papel de aluminio por si cae chocolate al añadirle la cobertura al postre de Navidad.
  14. Extiende la cobertura por todo el bizcocho, realizándo pequeños cortes y líneas, las cuales le darán la forma de tronco al postre de Navidad.
  15. Llevar nuevamente el postre al frigorífico, hasta que la cobertura se endurezca.
  16. Luego de apróximadamente una hora, saca el postre para añadirle los frutos rojos y las hojas verdes de la decoración.

Comparte esta espectacular receta de postre de Navidad de chocolate, y realízalo tu mismo en tu casa ¡para sorprender a todos tus invitados en esta Navidad!