Los 9 principales beneficios del aceite de árbol de té

Los 9 principales beneficios del aceite de árbol de té

El aceite de árbol de té es uno de los aceites esenciales más populares debido a su gran poder. Además de ser un antiséptico natural muy efectivo, su versatilidad lo convierte en un gran aliado de la medicina natural.

Para conocer más acerca de las bondades de este producto tan maravilloso, ¡te invitamos a que continúes leyendo!

Aceite de árbol de té

El aceite de árbol de té es un aceite esencial volátil, derivado de la planta nativa australiana Melaleuca alternifolia. El género Melaleuca pertenece a una familia (Myrtaceae) con más de 230 especies de plantas.

Actualmente, se comercializa como un poderoso antiséptico, antiinflamatorio en Australia, Europa y América.

Durante el último siglo, este producto se ha vuelto muy popular. Alrededor de toda Australia se emplea para tratar múltiples afecciones y se han documentado sus poderes.

Numerosos estudios médicos han avalado su capacidad para matar muchas cepas de virus, bacterias y hongos.

Composición

Los principales ingredientes activos del aceite de árbol de té son los hidrocarburos terpénicos, monoterpenos y sesquiterpenos. Junto con más de 100 componentes químicos, estos ingredientes son los que aportan sus propiedades antibacteriales, antivirales y antifúngicas.

Los hidrocarburos son volátiles, aromáticos y pueden viajar por el aire, traspasar los poros de la piel y las membranas mucosas.

Conoce: “Precauciones con el aceite de árbol de té”

Usos del aceite de árbol de té

Los usos del aceite de árbol de té son diversos y numerosos. Puede emplearse para fabricar productos de limpieza caseros, respetuosos con el medio ambiente. Elimina hongos de las superficies y desinfecta en profundidad.

Los detergentes para ropa con aceite de árbol de té son muy famosos por su poder desinfectante. Además de quitar residuos, desodoriza eliminando las bacterias causantes de los malos olores.

Como tratamiento médico, es excelente a la hora de curar enfermedades de la piel. Aplicado de forma tópica, trata hongos como el pie de atleta y ayuda con las infecciones cutáneas. Incluso, se aplica en el rostro para combatir el acné.

Este maravilloso ingrediente activo se está convirtiendo en un producto cosmético muy popular. Con él se elaboran desodorantes desinfectantes, limpiadores faciales, champús contra la caspa, aceites para masajes, etc.

Sus propiedades antisépticas y antiinflamatorias lo convierten en uno de los aceites esenciales más beneficiosos. Si posees un botiquín de medicina natural, no puede faltar el aceite de árbol de té.

9 beneficios del aceite de árbol de té

1. Combate infecciones bacterianas, fúngicas y virales

El Clinical Microbiology Reviews publicó datos científicos sobre el aceite de árbol de té. Según lo que se observó, se pudieron confirmar las propiedades antibacteriales, antivíricas y antifúngicas que siempre se creyó de este producto.

Según los estudios de laboratorio (e incluso análisis en algunos humanos) se pudo comprobar que este aceite inhibe el crecimiento de bacterias, virus y hongos como:

  • estafilococos
  • pseudomonas aeruginosa
  • escherichia coli
  • haemophilus influenzae
  • estreptococos

Estos microorganismos patógenos son causantes de enfermedades como la neumonía, infecciones en el tracto urinario, afecciones respiratorias graves, faringitis estreptocócica, infecciones en la sangre, infecciones sinusales e incluso impétigo (infección en la piel). Otras son las cándidas, hongos en las uñas, tiña inguinal y hasta el pie de atleta.

Las investigaciones de laboratorio demostraron que este aceite es un tratamiento efectivo para combatir el virus causante del herpes y la influenza. Esta propiedad se le ha atribuido a uno de sus principales compuestos: el terpinen 4-ol.

Probablemente te preguntes… ¿Será efectivo también para eliminar verrugas? Este es tu día de suerte, porque la respuesta es SÍ. En el año 2008 se realizó un estudio donde se aplicaba tópicamente una gota de aceite de té al día en una verruga.

El paciente pediátrico, que poseía una verruga en el dedo medio del pie, manifestó mejorías significativas. Finalmente, en el día 12 de tratamiento, la condición desapareció por completo.

Estudios con placebo

En Australia se realizó una investigación aleatorizada en la cual se distribuyeron soluciones de aceite de árbol de té al 50%, al 25% o placebos. Se les indicó tratar su pie de atleta aplicando la solución dos veces al día, durante cuatro semanas.

Los resultados comprobaron la eficacia del aceite de árbol de té. El 68% de los pacientes que recibieron la solución al 50%, lograron demostrar una mejoría casi total en su condición. Lo mismo sucedió con el 72% del grupo de la solución al 25%.

Por otro lado, el grupo que trataba su condición con placebo confirmaron algún tipo de respuesta clínica en un 39%.

De los 158 pacientes voluntarios que realizaron el estudio, sólo 4 manifestaron reacciones cutáneas adversas. Las cuales se curaron completamente una vez suspendido el tratamiento.

2. Alivia infecciones del tracto respiratorio

Esta es una de las primeras propiedades que descubrieron los nativos. Desde el comienzo de la historia, se trituraban las hojas de la planta melaleuca hasta formar una pasta. Los aceites volátiles debían ser inhalados como tratamiento para la tos y el resfrío.

Luego, con esa pasta o directamente con las hojas, se realizaba una poderosa infusión contra el dolor de garganta.

Actualmente se ha podido comprobar que el aceite de árbol de té tiene la capacidad de eliminar bacterias y virus.

Incluso, su inhalación o consumir las hojas en infusión, resulta un excelente tratamiento preventivo. Así se puede evitar la congestión nasal, la tos y el resfriado común.

3. Calma irritaciones cutáneas

Aunque las investigaciones sobre este tema aún no son definitivas y resultan limitadas, en la práctica, sabemos que el aceite de árbol de té funciona.

Las propiedades antiinflamatorias y antimicrobianas de este producto lo convierten en un excelente tratamiento para problemas cutáneos. Puede calmar irritaciones y heridas pequeñas de la piel.

Existe un estudio piloto que confirma esta propiedad. Los pacientes que habían tratado sus heridas con aceite de árbol de té lograron curarlas más rápido que aquellos que lo hicieron con métodos tradicionales. Otros, afirman la capacidad de este aceite para tratar heridas crónicas infectadas.

Puedes usar el aceite de árbol de té para reducir la inflamación en la piel, combatir infecciones, aliviar erupciones, tratar heridas y reducir su tamaño. Alivia quemaduras del sol, llagas y picaduras de insectos.

Antes de aplicar en una zona afectada, aplica una pequeña gota sobre piel sana. Espera y cerciora no tener reacciones adversas.

4. Previene la resistencia a antibióticos

En la última década, muchos médicos (alópatas) están empleando aceites esenciales, como el de orégano o el de árbol de té, para tratar múltiples afecciones. Se busca reemplazar o complementar los fármacos tradicionales para aprovechar al máximo sus propiedades antibacterianas potentes.

Una investigación publicada en The Open Microbiology afirma que combinar estos aceites con antibióticos convencionales, tiene efectos significativamente positivos en el organismo. Además de eliminar o disminuir los efectos adversos de estos medicamentos, los aceites esenciales previenen el desarrollo de la resistencia a los antibióticos.

La resistencia a los antibióticos que se está manifestando en el último tiempo en la población mundial, resulta un desafío para la medicina moderna. Dicha resistencia está llevando al fracaso a muchos tratamientos. A la vez, aumenta el costo de medicamentos y atención médica.

5. Tratamiento contra la pediculosis

Los piojos son parásitos. Se alimentan de la sangre humana y resultan muy molestos ya que causan mucho picazón.

En Italia se desarrolló una investigación de laboratorio para comprobar los efectos del aceite de árbol de té en el tratamiento de la pediculosis. Durante seis meses se aplicó este aceite solo o combinado con nerolidol, sobre 69 piojos y 187 huevos.

Se pudo comprobar que el tratamiento sólo con aceite de árbol de té fue más efectivo que el otro combinado con nerolidol. La mortalidad de los piojos, luego de 30 minutos de exposición al aceite, fue de un 100%.

A su vez afirmaron que, a mayor concentración de aceite, mayor es la falla de los huevos para incubarse, llegando a un alcance del 50%.

6. Combate el acné y otros problemas de la piel

Volviendo a las propiedades antibacterianas y antiinflamatorias del aceite de árbol de té aplicado tópicamente, es que podemos tratar otro tipo de problemas más complejos.

Puede aplicarse sobre zonas afectadas por el acné, la psoriasis y los eccemas. Para tratamientos prolongados, siempre se aconseja rebajarlo un poco con algún aceite portador como de almendras, oliva o coco.

En el año 2017, en Australia, se llevó a cabo una prueba piloto comparando la eficacia del gel de aceite de árbol de té. La mitad de los participaron lavaron su cara con acné dos veces al día, sólo con agua. El otro grupo se aplicó el gel de igual forma. El tratamiento debía durar unas 12 semanas.

Los pacientes que utilizaron árbol de té presentaron significativamente menos lesiones que aquellos que sólo se lavaron con agua. No hubo reacciones adversas graves, sin embargo, algunos pacientes padecieron resequedad.

7. Tratamiento contra la sarna

Esta es una pregunta muy común. Mucha gente se acerca a lugares naturistas preguntando… ¿puede el aceite de árbol de té acabar con la sarna? Los últimos estudios de laboratorio respondieron a esto con un rotundo “SÍ”.

La Universidad de Flinders, en Australia, realizó una investigación de laboratorio para comprobar esto. Encontraron que el aceite de árbol de té, específicamente el componente terpinen 4-ol, era efectivo para frenar el desarrollo y supervivencia de los ácaros originadores de la sarna.

La propiedad antimicrobiana de esta esencia ayuda a eliminar los microorganismos patógenos tanto en la parte superior, como inferior de la piel.

8. Rehidrata el cuero cabelludo

Las investigaciones sugieren que el aceite de árbol de té puede mejorar la dermatitis seborreica. La dermatitis seborreica es la causante de escamas en el cuero cabelludo y también de la caspa.

En 2002 el Diario de la Academia Americana de Dermatología publicó una investigación que analizaba los efectos del champú con aceite de árbol de té al 5%. Otro grupo lavaba su cabello con placebo. Todos los pacientes padecían caspa de leve a moderada.

Luego de cuatro semanas, los pacientes que se trataron con árbol de té mostraron una mejora en el 41% de los casos. También se pudo ver mejoras en la oleosidad del cabello y la picazón. Mientras, en el otro grupo, sólo el 11% mostró resultados positivos.

9. Combate la halitosis

El mal aliento se origina debido a las bacterias que se alojan en la boca. Los lugares con más presencia bacterial son la parte posterior de la lengua, la garganta y las amígdalas.

Afortunadamente, las propiedades del aceite de árbol de té eliminan todas las bacterias causantes de la halitosis.

Un estudio in vitro mostró que con este producto se pueden matar los patógenos orales como la Candida Albicans, staphylococcus aureus (muy resistente a los medicamentos) y hasta la escherichia coli.

Después de las cirugías orales, se recomiendan los buches con una solución de aceite de árbol de té para prevenir infecciones.

Ten presente que el aceite de árbol de té no se puede consumir. Si deseas hacer enjuagues bucales con él, asegúrate de escupir y eliminar cualquier rastro con un cepillado de dientes profundo.

Conoce: “Los mejores 14 usos del aceite de árbol de té”

Conclusión

El aceite de árbol de té es un poderoso producto antibacterial. Antiviral y antifúngico.

Se puede aplicar de manera tópica para acabar con problemas de la piel como el acné, los eccemas, las infecciones y hasta para curar heridas.

Inhalarlo ayuda a prevenir y tratar afecciones del tracto respiratorio. La tos, la congestión o el resfrío común pueden ser curados más rápidos de esta forma.

Además, acaba con la caspa, hongos, cándidas, piojos, etc.

Al tratarse de una esencia tan poderosa, siempre se recomienda aplicar a través de un aceite portador. Es importante saber que no se puede ingerir ya que resulta sumamente tóxico.

¿Sabías todo esto del aceite de árbol de té? ¿Lo tienes en tu botiquín natural? Cuéntanos tu experiencia…

2 thoughts on “Los 9 principales beneficios del aceite de árbol de té”

  1. Pingback: Usos y propiedades del aceite de árbol de té• Medicina Natural

  2. Pingback: Precauciones con el aceite de árbol de té • Medicina Natural

Comments are closed.